Aracely Solano, la "niña consentida" del Presidente Miguel Alemán

Ene 25th, 2010 | By | Category: Articulos Destacados, Entrevistas y Crónicas

Cd. Victoria.- El Presidente Miguel Alemán sabía de ella, la estimaba y la llamaba niña.

-Supo de mí, le gustó mucho mi idea. Le agradó que hubiera tenido el valor de irme a parar, a pedir el puesto para iniciar más a fondo esta carrera.

Lo recuerda.

-Me llamaba niña y de ahí en adelante, muchos me decían: Oye niña, oye niña, aunque fuera una jovencita.

Ciertamente comenzó a escribir muy joven, a los 13 en su escuela.

A los 18 figuraba en Prensa de la Presidencia de la República.

Su vida entera la ha dedicado al periodismo.

Como pocos, incursionó en todos los medios: Prensa escrita, radio, televisión y cine.

Aracely Solano Ortiz vive en ciudad Victoria desde hace muchos años.

Estudió contador público; dos semestres leyes en la UNAM; periodismo en la Universidad Femenina.

Antes de eso fue concertista de piano en Bellas Artes y estudió ballet.

Su “gran error” que la llevó a los medios masivos es uno, y del cual no se arrepiente: Oler la tinta y el papel.

Aunque nació en el Distrito Federal, más de la mitad de su años ha vivido en Tamaulipas.

Le tocó nacer y crecer profesionalmente con lo más grande del periodismo mexicano: Carlos Denegri, Olga Moreno, Julio Scherer (su amigo), Elvira Vargas, Marcelina Galindo, Delia Acosta.

-Señoras que yo las veía muy grandotas, porque llegaban y decían:

-Oye Miguel, Oye Miguel…

Así le hablaban al Presidente.

También convivir con aquellos grandes políticos, los viejos, los más experimentados.

Un Gómez Maganda, un Teófilo Borunda, Corona del Rosal, Aguilar y Maya, Flores Muñoz.

-¿Los conoció?

-Sí, a todos esos. Era  muy joven, a lo mejor por eso todavía estoy impactada. Rodríguez Alcaine era el que le traía los cigarros a Pérez Ruiz, de los electricistas.

EL OLOR DE LA TINTA

Nos recibe en la sala de su casa bajo la vigilancia de tres enormes perros que al final son «amigables».

Y sigue narrando:

Desde la escuela, en el Colegio de Las Vizcaínas, hacía un periódico sobre actividades escolares.

La revista «Confidencias» le publicaba cuentos que escribía.

Más tarde se iría de lleno como auxiliar del columnista Salazar Mayén, de Excélsior.

-En vacaciones fui a Los Pinos a preguntar por el jefe de prensa, que era el decano del periodismo, Manuel Alvarez Espejel y le dije: Yo quiero ser periodista.

En esa época, por el famoso «chayote», se disgustaron los periodistas de la fuente de Los Pinos, porque el hijo de Espejel «rasuraba» los sobres de lo que dejaban algunos secretarios de estado y gobernadores.

-Para evitar esa situación pidieron que yo bajara directamente a cubrir con ellos la Presidencia. Esa fue una de las puertas que se abrieron con mis compañeros. Es a los que debo lo mucho que se.

-¿Había en la época acuerdos tácitos para obtener la noticia?.

-No era un acuerdo de decir yo voy a preguntar esto y si se me va, tú preguntas. Era ética de reconocer que cierto periodista había hecho una buena pregunta, sin necesidad de un acuerdo. Había suficiente ética de ver que ese tema era primordial

Hoy se nos «va» el funcionario porque yo hago una pregunta e inmediatamente se mete otro tema. Lo que pasa es que ninguno terminamos de redondear…

Pero cada quien tiene sus reglas.

DE COMO LLEGO A TAMAULIPAS

Cuando la campaña de Adolfo Ruiz Cortines, ya no estaba en la Presidencia.

Colaboró en la revista «Voz» de Miguel Alemán chico, y de ahí le vino la inquietud de tener una revista propia.

Inició la revista Dinámica y compró espacio con Carlos Denegri en Revista de Revistas.

Trabajó para el suplemento Nacional Provincia, autorizado por Ruiz Cortines, que se intercalaba en todos los periódicos del país.

Y se fue a elaborar un noticiario de radio con los escasos elementos de entonces. No había las grabadoras de hoy.

Cuando se vino la campaña de Treviño Zapata en Tamaulipas, ella figuraba en un  programa en la XEB, El Buen Tono, de las más potentes del país.

Se vino a Tamaulipas.

-Cuando llegué con el doctor Treviño Zapata, tuvo una rueda de trabajo para que le dijeran los medios lo que les hacía falta. Me percaté que no había noticieros de radio.

CREO LA  PRIMERA CADENA DE RADIO

Fue la creadora de la primera cadena de noticias de radio en Tamaulipas.

Con Ruperto Villarreal, en Nuevo Laredo; otra emisora de Miguel Alemán, y en Matamoros con los Cárdenas González (aunque Emilio Villarreal no se llevaba con los hermanos Enrique, Jorge y Jaime, no los eximía).

También una estación de Río Bravo, tan potente que se escuchaba desde Houston a San Luís Potosí.

Llegó hasta la XEFW, la más importante en Tampico, y de ahí pasaban sus noticias directamente al Buen Tono, de México.

-Teníamos cobertura y hacíamos un esfuerzo gigantesco, porque eran tres noticieros, salían por autobús. Ojalá hubiéramos tenido las facilidades de ahora.

A  FUNDADAR PERIODICOS

Le tocó ser fundadora de Novedades de Acapulco.

-Me fui con ellos. Estuve tres años y medio y regresé al canal 13 que era del gobierno. Empiezo como coordinadora Free (libre) de diferentes programas de televisión.

Llegó Margarita López Portillo al canal y, a Don Fidel Velásquez le interesa «Tu Puedes Viajar», y así nace la película.

-Fui la productora junto con la hija de Jesús Yurén. Idea mía, hicimos un documental en 35 milímetros que ganó un premio en Canadá.

-¿De qué trata?

– Muy pocos saben, por ejemplo, que Morelos tiene como 15 conventos. Ignoramos el monumento y museo donde está la ropa ensangrentada de Zapata.

Regresó a Tamaulipas durante la campaña de Enrique Cárdenas y fundó su periódico «Burbujas Políticas», a todo color.

TRABAJABAN SIN GRABADORAS

Le tocó la época en que no había grabadoras.

-Si no apuntabas bien las cantidades de un presupuesto, te imaginas qué garrafal error en periódicos de primera línea. Ahora hay grabadoras.

Reitera:

-En la época en que yo me inicié utilizábamos puro lápiz.

Usaban la taquigrafía.

Y está consciente de que los tiempos cambian, las políticas de los gobernantes, pues antes había “pull” de prensa para el Presidente y secretarios de estado.

-Treviño Zapata viajaba con toda la prensa. Lo volvimos a ver en las campañas de Barragán Camacho y Manautou.

-¿Cómo observa a los periodistas de Tamaulipas?

-Hay coraje, garra periodística. No pueden decir que periodismo vendido, pero tampoco suave. No es suave. No quiere decir que seamos blancas palomas, hay sus prietitos…

http://www.janambre.com.mx

One comment
Leave a comment »

  1. Me interesa mucho tener una copia de esta entrevista a Aracely Solano y saber si puedo localizarla de algún modo. Necesito urgentemente hablarle. Gracias por ayudarme. Sara Lovera periodista.

Leave Comment

*