Perdidos senadores y diputados

Ago 24th, 2010 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria.- ¿Se acuerda usted de José Julián Sacramento Garza? Dicen que fue candidato al gobierno del estado por las siglas azules.

Un lector pregunta que dónde andará el ex candidato luego de su frustrada campaña por la gubernatura, donde no logró levantar el ánimo de los electores y ni siquiera de sus colegas de partido.

Pues bien, para ese lector, lo que podemos informarle es que a partir del 21 de julio se reincorporó a sus “labores” en el senado y por tanto dejó sin el fabuloso sueldo a su suplente Raquel Alonso Carmona, alcaldesa de Soto la Marina.

Por lo demás, en Tamaulipas el jovenazo se “perdió” desde hace dos meses. Debe recordarse que cuando ocurrió la muerte del candidato tricolor, Rodolfo Torre, los azules suspendieron todo y se esfumaron.

Sacramento ni siquiera asistió a los funerales y el homenaje que recibió el malogrado aspirante tricolor.

El agrónomo que confunde las plantas de sorgo con maíz, había pedido permiso al senado a partir del 25 de febrero, por lo que tomó vacaciones durante un lapso de cinco meses para conocer Tamaulipas.

Alguien decía que la candidatura de Sacramento fue una vacilada pues el jovenazo ni es político ni tiene experiencia administrativa, y que su chamba es vender pizzas.

Y mire que sí, parece que en la jornada de proselitismo chambearon más las hijas del senador que él.

Las que sí se la partieron fueron sus hijas Daniela y Mariana, las mayores, además de Doña Minerva, la esposa.

El hecho es que los azules se olvidan luego de una contienda en que mordieron el polvo. Igual le pasó a Egidio Torre Gómez, quien jugó la diputación federal, perdió y se alejó del ánimo de los victorenses, donde podría hacer un buen papel como alcalde.

Por lo demás, ya debe usted saber que el triunfo de Sacramento como senador fue por pura “chiripa” del efecto PAN-Calderón, y no por su “popularidad”.

Tan lo conocen en Matamoros que fue ahí donde obtuvo la votación más baja de las “grandes” ciudades.

Alguien de la “palomilla” lo bautizó como “excremento”.

Parece que no vale la pena acordarse más de este palero, al que tampoco se vio por Tamaulipas auxiliando a sus coterráneos que vivieron entre el agua un mes y medio.

No se apareció para darles una manita, como tampoco su colega Lázara Nelly González y tampoco la otra senadora, Amira Gómez Tueme, esta del PRI.

De los diputados federales ni se diga: Nadie le atoró ni le atora para que aterricen los recursos del FONDEN, por ejemplo.

Los diputados locales también se olvidaron de la gente que les dio el voto cuando iban rumbo a la dulce nómina.

Pasa lo mismo que en El Mante, donde el alcalde Héctor López González –sin pedir opinión a la ciudadanía- acaba de recetarle a la gente un incremento de más del ciento por ciento en los consumos de agua potable.

Aunque usted no lo crea, el incremento es real.

Ahora, lo mínimo que paga la gente son 19 pesos por el consumo de diez metros cúbicos. Pero el siguiente recibo llegará por 42.75, en lo más bajo.

Aunque el director gerente del organismo es Pablo González León, el presidente de la Comisión de Agua es el alcalde y por tanto quien decide.

Ya solo falta que, dentro de dos años y medio, Héctor vaya a Mante a pedir a la gente su voto para volver a ser diputado al congreso local.

Y si hablamos de Mante, mire que el grupo de cooperativistas del Ingenio, liderados por Joel de la Rosa González, acaban de expulsar como socios a Leticia Camero Gómez y a Antonio Cazango Ortiz.

Por largos años Cazango se ostentó como representante legal de los cooperativistas, hasta que hace dos años Joel lo desplazó.

El hecho es que, desde los tiempos del Gobernador Américo Villarreal Guerra, Cazango hizo las funciones de esquirol. Y cumplió muy bien el bato.

Para cumplir bien con su chamba esquirolera, Toño mandó a su familia a vivir a Monterrey y él venía a cobrar a la General de Gobierno en ciudad Victoria sin meter las manos por los cooperativistas despojados de su patrimonio.

Tema aparte, mire que el lunes 30 de  agosto la UAT realizará el “Rally de la Esperanza” que tiene como fin concientizar a los jóvenes sobre la importancia de la prevención oportuna del cáncer.

Se realizará en el Gimnasio Multidisciplinario Victoria de las ocho de la mañana a la una de la tarde, y forma parte de la formación y capacitación integral de los universitarios que viene fomentando el rector José María Leal Gutiérrez.

Y mire que son interesantes los premios: Primer lugar, cuatro mini lap-top; segundo, cuatro Ipod, y tercero, cuatro cámaras digitales.

No dude usted que habrá una gigantesca participación de muchachos.

Nos vamos.

www.janambre.com.mx

Leave Comment

*