“Vénganse todos porque vamos a tener poca gente”: Díez Gutiérrez; rellena evento con su familia

Oct 21st, 2010 | By | Category: Entrevistas y Crónicas, Los talabosques

Cd. Victoria.- Evento “mosqueado” y apenas con estudiantes de relleno, Carlos Díez Gutiérrez Coleman sabía como resolver el problema.

Lo dijo claro en su discurso:

-Me traje a la familia. Les dije: Vénganse todos porque vamos a tener poca gente!.

Y no se equivocó, su capacidad de convocatoria fue irrisoria.

Con acarreados y burócratas de Desarrollo Rural, el Presidente de la Unión de Silvicultores y Empresarios Forestales apenas logró reunir alrededor de cien asistentes a su IV Congreso Estatal Forestal de Tamaulipas y el III de la Región Noreste, que este jueves se realizó en el salón de un hotel del sur de la capital de Tamaulipas.

La familia entera, sus hijos como Carlos y Arturo y hasta su nuera Alejandra Osuna hicieron acto de presencia en este evento, que se convirtió además en una exposición de productos comerciales y, sobre todo, sierras para talar árboles.

Y la broma (o en serio) de los asistentes no podía dejar de escucharse:

-Este es un encuentro de talabosques!.

Lo atestiguan el dirigente nacional de los silvicultores, Antonio Manuel García González, y un representante de la Comisión Nacional Forestal, Felipe González Ruiz.

En Tamaulipas hay cinco organizaciones regionales y una estatal de silvicultores integrados para cumplir los requisitos y aterrizar los recursos de los gobiernos federal y estatal.

En 30 minutos el viejo patriarca rinde su “informe” de los logros en seis años que lleva al frente de la organización, que no son más que autorizaciones económicas del sector oficial.

Media hora de discurso en que Díez Gutiérrez Coleman pronunció el nombre del Gobernador Eugenio Hernández Flores hasta en 18 ocasiones para referir las autorizaciones con que los ha beneficiado.

Habló de recursos federales y estatales invertidos, mas no de los empresarios que representa:

-Viveros tecnificados para generar hasta ocho millones de plantitas por año.

-Tres tractores Savannah para hacer plantaciones.

-Creación del Fideicomiso Estatal Forestal

-Ley del Desarrollo Forestal de Tamaulipas

-Creación de la Dirección de Desarrollo Forestal

-Pago de tres mil pesos por hectárea plantada

En el mismo salón el mercado de productos del campo con valor agregado, surgidos también de los proyectos oficiales: El tequila de San Carlos, chile piquín de Abasolo, los muebles de “tenaza” de Llera, derivados de orégano y artesanías del Cuarto Distrito.

El murmullo se confunde con el discurso del dirigente de los madereros tamaulipecos, quien sigue privilegiando sus logros.

-En Victoria ya existen 15 expendedores de madera…A´i la llevamos repartiéndonos el queso!.

Hace énfasis en la Ley de Desarrollo Forestal aprobada por los diputados locales por unanimidad, a lo cual presume: “No hubo uno solo que no levantara el dedo”.

Los alumnos de la carrera de Ciencias Ambientales se sienten incómodos cuando escuchan que más bien parece un informe de gobierno y no el informe de un organismo privado.

Dicen que vinieron madereros de España, pero no se ven.

Desmenuzan logros oficiales pero siguen pidiendo: Ahora quieren cemento, varilla y mallas de metal para construir los vados dañados por el huracán Alex. Lo piden “porque ya tenemos pagada la mano de obra con el programa Empleo Temporal”.

Llega la confusión: Díez Gutiérrez Coleman pidiendo más recursos; los otros vendiendo escobetillas de ixtle o artesanías de piel y hasta quesos con chile piquín.

Pero los talabosques siguen presumiendo con sombrero ajeno: La siembra de mil cien hectáreas de olivo en el municipio de Tula, que realizaron empresarios españoles desde el año 2005, y que hoy producen los primeros litros de aceite.

Es poco lo que “presumen” de ellos: En el 2010, la Procuraduría Federal de Protección del Ambiente “apenas” les ha levantado 19 multas por talas clandestinas o sin autorización.

Y los funcionarios que sueñan mucho.

El representante de CONAFOR, Felipe González Ruiz, señala que por ahora manejan recursos en fideicomiso por 110 millones de pesos, “pero para el 2050 queremos llegar a los tres mil 800 millones”.

Esta desangelada “convención de talabosques” continuará este viernes con actividades y recorridos en el vivero tecnificado “Carlos Díez Gutiérrez C.”.

Por lo pronto los silvicultores y su presidente Arturo Díez Coleman ya adelantaron los informes que deberá rendir el secretario de Desarrollo Rural, Víctor de León Orti, para que a su vez el Gobernador Eugenio Hernández Flores rinda el resumen de su sexenio ante el poder legislativo.

http://www.janambre.com.mx

Leave Comment

*