Ya huele a cárcel

Dic 7th, 2010 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria.- Sin apresurarse, todo a su ritmo, la Procuraduría de Justicia del Estado integra la averiguación en contra del presidente estatal del PAN, Francisco Garza de Coss  y al menos una docena de colaboradores, por los presuntos delitos de fraude y asociación delictuosa.

Esto tiene que ver con una fallida rifa de automóviles que el CDE realizaría el 29 de mayo del 2009 (la pospusieron dos veces), donde los dirigentes se “carrancearon” una buena piscacha en moneda nacional.

La Procuraduría ya tiene conocimiento que, para tratar de encubrir el nombre del partido, los dirigentes abrieron una cuenta en Scotiabank a nombre de Alma Edith Ramírez Izaguirre y Marisela Patiño Loya, como coordinadoras de un comité de rifa.

Se trata de la cuenta de cheques No. 15804897617 a la que le fueron “metiendo” día a día los billetillos que salían de la venta de boletos (tal vez hayan sido más cuentas en otros bancos).

El hecho es que, desde mediados de diciembre del 2008 y al 31 de marzo del 2009, se efectuaron 58 depósitos por la suma de 217 mil 755 pesos.

La sospecha de que hay otras cuentas se robustece, al enterarse los investigadores que los ingresos se refieren al pago boletos que hicieron municipios “pequeños” como Valle Hermoso, González, San Fernando, Casas y Abasolo, y quedan fuera “grandes” como Nuevo Laredo, Tampico, Matamoros.

Pero mire que Coss y su gente defraudaron a gente de más o menos “peso” político.

Según dicha relación, a la que más centavearon fue a la Subsecretaria de Salud Maki Ortiz Domínguez con la nada despreciable suma de 21 mil pesos.

El once de marzo, la gente de la futura regidora por Victoria, Ramírez Izaguirre (se le puede caer si le giran orden de aprehensión), hizo un depósito por 16 mil pesos que pagó Maki, y un día después, el 12, otro por la suma en efectivo de siete mil del águila.

Otro de los defraudados es el jefe nacional del FONAES, Angel Sierra Ramírez (ahora metido en escándalos de corrupción), de quien se depositó un cheque por la suma de 20 mil chuchos el 22 de enero del 2010.

Doña Lucía Irene Alzaga Madaria, delegada de Sedesol, es bastante agarrada con los billetes. Apenas desembolsó la irrisoria suma de tres mil tepalcates.

El que sacó a relucir su “codencia” fue Jorge Organista Barba, delegado de la SCT, quien apenas aportó para la rifa la suma de dos mil pesos que vienen siendo 20 boletos.

Antes de continuar, no se sabe si Maki, Angel , Lucía y Organista van a reclamar ante la autoridad el regreso de la lanita si la mentada rifa no se efectuó.

Otro agarrado es Pedro Granados Ramírez, ex funcionario del CDE, quien apenas colaboró con una milanesa, lo mismo que Sonia Conde Taboada, de Tampico.

Al comité panista de Reynosa (todavía no era delegación) sí lo exprimieron bien y el 13 de febrero se registró un depósito por 20 mil pesillos.

A Padilla le bajaron cuatro mil 200 tepalcates y cinco mil 500 a San Fernando.

En contra de lo que pensaron los organizadores, todos los municipios regresaron boletos.

De esta forma, en Victoria la señora Lina Santillán y su gente sudaron la camiseta para vender  los boletos que les mandó Coss, Ramírez Izaguirre y compañía, pero no les fue posible.

Un documento firmado por Alberto Martínez Enríquez, entonces funcionario del municipal y ahora jefe de capacitación del CDE, dice que devolvió el 28 de mayo del 2009 la cantidad de mil 814 boletos no vendidos.

Considerado como “chico”, Valle Hermoso parece ser el más exprimido por los presuntos defraudadores, dado que se hicieron 12 depósitos por la suma de 12 mil 100 pesos.

Los panistas de San Fernando apenas vendieron poco más de diez mil pesos, considerando también que un porcentaje de las ventas se quedaba en el municipal y un tanto era para el vendedor.

Total que la averiguación marcha sobre ruedas y tal vez aparezcan más chequeras a nombre de las aludidas, o bien solo de Ramírez Izaguirre que es la que aportó su dirección y su RFC.

Se supone que todos los delegados federales (que son panistas) “se mocharon” con buena lana para el financiamiento del partido a través de la rifa de vehículos.

Y están además los diputados federales, la senadora, los diputados locales, regidores y demás pitufero azul (como dice Gamundi).

No se sabe si el dinero producto del presunto fraude sigue en el banco, se entregó al CDE del partido o bien dispusieron de él las personas beneficiarias.

Seguramente en las siguientes semanas habrá más novedades puesto que están apareciendo más personas a las que se les vendieron boletos de la rifa y no se les avisó de la suspensión y menos regresó el dinero.

El asunto parece una bola de nieve y bien podrían aparecer los billetes que mandaron otros comités “grandes”, como Tampico y Nuevo Laredo, a menos que el recurso no haya entrado a banco.

El hecho es que este asunto ya huele a cárcel y solo falta que el señor Coss, la ex regidora y la futura regidora y la otra docena de indiciados salgan a decir que se trata de “fuego amigo” porque les ven posibilidades de llegar al Congreso de la Unión, ya como diputados o senadores.

Preguntar que hizo el señor Coss con los centavitos que se juntaron de la fraudulenta solo les corresponde a los azules. Reclamar lo suyo seguramente a cada quien en lo particular.

Mejor nos vamos no sin antes mencionar que nos disponemos a “cubrir” la ceremonia del mensaje que rendirá el Gobernador Eugenio Hernández Flores, este miércoles al mediodía, con motivo de su sexto año de ejercicio.

Se anuncia la presencia de varios gobernadores de entidades hermanas y los líderes tricolores en las cámaras de Senadores y Diputados.

http://www.janambre.com.mx

Leave Comment

*