Cuestión pública

Ago 5th, 2011 | By | Category: Editoriales

Luis Lauro Carrillo

LA OMBUDSWOMAN DEL CONTRIBUYENTE.

Desde el 28 de abril del presente año el Senado de la Republica designó a Diana Rosalía Bernal Ladrón de Guevara como la primera Procuradora de la Defensa del Contribuyente (PRODECO) de una terna enviada por el Presidente Felipe Calderón.

Quedando pendiente la designación por parte del Ejecutivo federal de los seis consejeros independientes honorarios que provendrán de las asociaciones profesionales, organizaciones empresariales y de las principales universidades del país.

A partir del próximo 1º de septiembre entrará en funciones Procuraduría de Defensa del Contribuyente, organismo público descentralizado con autonomía técnica, funcional y de gestión, para la protección y defensa de los derechos e intereses de los contribuyentes en materia fiscal y administrativa.

Esta instancia será el vínculo de las autoridades fiscales federales con los contribuyentes inconformes, su propósito es procurar justicia en temas fiscales y administrativos.

La PRODECO tiene como objetivo garantizar el derecho de los contribuyentes de recibir justicia en materia federal, mediante asesoría, representación, defensa, principalmente para quienes no tienen recursos para pagar abogados fiscalistas y administrativistas.

De seguro cada uno de nosotros se habrá preguntado ¿Por qué se creó este organismo? Se creó porque los derechos de los contribuyentes también son derechos humanos que deben ser garantizados por el Estado a partir de leyes e instituciones que den validez y certeza a la ciudadanía.

También por los abusos de las autoridades tributarias, por la extralimitación en sus facultades de algunos funcionarios que con sus actuaciones afectan los intereses jurídicos y patrimoniales  de los contribuyentes.

¿Realmente se protegerá los derechos de los contribuyentes? Difícilmente la Procuraduría podrá garantizar y proteger la seguridad jurídica y la justicia tributaria de los contribuyentes, en tanto sigan vigentes disposiciones fiscales y administrativas complicadas, embrolladas, cambiantes, confusas y los trámites y obligaciones sigan siendo engorrosas y burocráticos.

De ahí que hubiera sido más idóneo para los contribuyentes, previo a la creación de la PRODECO, haber reformado la legislación tributaria para simplificar todo el sistema impositivo, desde darle claridad y permanencia las disposiciones jurídicas, hasta los procedimientos y trámites administrativos, para darle seguridad jurídica a los contribuyentes, para que  la ombudswoman  haga una labor eficaz.

La procuradora fiscal del país por ley asignará un abogado de manera gratuita y de calidad,  para patrocinar la defensa  los derechos de los contribuyentes que se vean afectados por el SAT, IMSS, INFONAVIT y otros organismos fiscales autónomos como la Comisión nacional del Agua, en todos los recursos y juicios hasta la resolución total de cada caso

Los actos de molestia y privación a proteger o defender: del SAT determinación de créditos fiscales, requerimientos, órdenes de visita, embargos, remisiones de mercancías, del IMSS vinculadas a órdenes de visita domiciliaria, revisiones de dictámenes, congelamiento de cuentas bancarias y liquidación de cuotas obrero-patronales

Por otro lado la procuraduría también tendrá la función de un observador de derechos en los actos, conductas y prácticas que realicen las autoridades para determinar si se violan o no derechos, para lo cual tendrá la facultad de emitir recomendaciones públicas no vinculatorias.

Regresando a la designación de Diana Rosalía Bernal Ladrón de Guevara, quienes sus adversarios la han señalado como gobiernista, se espera con escepticismo que realmente asuma su papel de defender al contribuyente y no ir en su contra que pudiera causarle afectaciones en su libertad y patrimonio.

En definitiva el nombramiento de Diana Rosalía Bernal Ladrón de Guevara, como titular de la PRODECO, recayó en una mujer que aunque cumple curricularmente el perfil, académico y laboral, habría que darle el beneficio de la duda en la protección y defensa de los derechos e intereses de los contribuyentes, no obstante la complejidad del sistema fiscal.

lucarrso@hotmail.com

Twiter: @luiscarrs

Leave Comment

*