Cuestión pública

Ago 15th, 2011 | By | Category: Editoriales

Luis Lauro Carrillo.

DIA INTERNACIONAL DE LA JUVENTUD.

Estuvo visto que  la conmemoración del Día Internacional de la juventud casi paso desapercibida en todo México, se terminó mucho antes de que muriera el último segundo del día 12 de agosto, sin importar que en la juventud radique la mayor potencialidad de desarrollo de nuestra sociedad.

El origen de esta remembranza se encuentra en la recomendación de la Conferencia Mundial de Ministros de Asuntos de la Juventud (Lisboa, 8/12/1998), para que el 12 de agosto fuera declarado Día Internacional de la Juventud, aprobada  en 1999 por la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El día internacional de la juventud fue la ocasión ideal para las organizaciones juveniles del país, plantearan qué tipo de país y de futuro se busca, demandar a los gobiernos federal, estatal y municipal el compromiso político de  invertir mucho más en las nuevas generaciones, para impulsar la transformación de la economía, el sistema político-social y la cultura en una ruta de justicia y modernidad real.

De esa manera el día de la juventud, debería todos los días, los  de la lucha contra la desigualdad, la explotación, la inequidad en la distribución del ingreso, la corrupción.

Por consiguiente los jóvenes son el grupo que más ha resentido las crisis económica y de seguridad que padece la sociedad y las consecuencias del actual modelo económico.

En efecto el desempleo, la pobreza, la violencia, la delincuencia, la drogadicción, la insalubridad que amenazan a la mayoría de los jóvenes, constituyen el  sector más vulnerable de la sociedad, de tal suerte que urge un replanteo de las políticas públicas laborales, medioambientales, sociales, económicas y educativas.

Por otro lado el censo de población de 2010 arrojó que en México son 36.2 millones los mexicanos que tienen entre 12 y 29 años de edad, lo que habla de un país extraordinariamente joven, una tercera parte de la población del país. De hecho, la mitad del país tiene menos de 25 años.

Así observamos que de acuerdo con la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) correspondiente al primer trimestre de 2011, la mitad de los 31.7 millones de jóvenes de entre 14 y 29 años forma parte de la Población Económicamente Activa (PEA). De esa mitad, el 8.1 por ciento no tiene trabajo.

Además, casi dos terceras partes de los jóvenes que se encuentran ocupados ganan menos de tres salarios mínimos y carecen de acceso a las instituciones públicas de salud. Una cuarta parte labora en el sector informal.

Por otro lado es tarea muy importante de los tres órdenes de gobierno  fomentar y educar a los jóvenes en los derechos humanos, pues ellos no son sólo la generación de líderes del futuro, sino también partes interesadas fundamentales en el presente y en el futuro del país y de las entidades  federativas y municipios.

No obstante, la importancia del factor demográfico la población juvenil mexicana es un grupo social estratégico en sí mismo y, en este sentido, se justifican el diseño y ejecución de políticas públicas orientadas hacia este colectivo.

Por otra parte habría que reconocer que las generaciones mayores pueden aprender mucho de las experiencias y ejemplos de jóvenes que llegan a la edad adulta en un mundo de acelerada conectividad y desarrollo tecnológico.

Por tanto en un país como México con diferentes sociedades y tradiciones es crucial y pertinente que los jóvenes aprendan a escuchar atentamente, solidarizarse con los demás, reconocer opiniones divergentes y resolver conflictos.

Luego entonces habría que reconocer que las generaciones mayores pueden aprender mucho de las experiencias y ejemplos de jóvenes que llegan a la edad adulta en un mundo de acelerada interconectividad y desarrollo tecnológico.

También es conveniente reconocer la realidad de la juventud mexicana que nos indica que existe un gran porcentaje de  jóvenes viviendo en la pobreza, el desempleo, analfabetismo, ignorancia, salubridad  y enfermos de VIH/SIDA.

En definitiva el día Internacional de la juventud, no solo debe ser día de celebración sino de reconocimiento y apoyo a los jóvenes para lo que pueden hacer y para construir un mundo más seguro y más justo y redoblando el Estado mexicano esfuerzos por incluir a los jóvenes en las políticas, programas y procesos decisorios que benefician su futuro y el de todos

lucarrso@hotmail.com

Twiter: @luiscarrs

Leave Comment

*