Una "burrada" más

Mar 9th, 2012 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Para cuando usted lea estas líneas, seguramente el Partido Acción Nacional ya tendrá en sus manos información que le será valiosa para el proceso eleccionario de julio.

Resulta que el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación acaba de corregir una burrada (una más) de los magistrados del Tribunal local en Tamaulipas, que negaba datos sobre funcionarios y representantes de casilla de la jornada local del 2010.

Con fecha siete de marzo, los magistrados federales ordenaron al Instituto Electoral del Estado de Tamaulipas (IETAM) que “a la brevedad posible” entregue el listado completo de los funcionarios de casilla, presidente, secretarios y escrutadores que hicieron la chamba ese año.

Pero no solo eso, sino también la lista completa de representantes generales y de casilla que acreditaron los partidos políticos y coaliciones.

Aquí es donde está el pero, pues los partidos, como el PRI y el “chiquitiaje”, por lo general mandan a la misma gente como “casilleros”.

Y respecto a los funcionarios, las autoridades electorales “reponen” gente para suplir a aquellos que se negaron a atender el llamado de la insaculación (sorteo), y buscan a quienes ya conocen del asunto.

La información fue solicitada por una mujer llamada Silvia Esther de la Garza Guerra, domiciliada en Hidalgo, perteneciente a las familias más acaudaladas del municipio (mueblerías y agio).

Aunque activista azul desde años atrás, ella es militante panista desde enero del 2011.

Las elecciones locales se realizaron el cuatro de julio del 2010 y para octubre del 2011 se dirigió al IETAM para requerir la información.

Con fecha 10 de ese mismo mes, el responsable de Información Pública del organismo le contestó que “es una información confidencial y sensible” que no se puede dar a conocer.

Ante la negativa, ella se dirigió al Tribunal Electoral del Poder Judicial del Estado, cuyos magistrados le volvieron a negar la información con fecha 25 de noviembre del año pasado.

Fue así que la señora se fue a la Sala Superior del TRIFE para que le resolvieran su asunto.

El coscorrón vino fuerte: Reprendieron a los magistrados locales y el IETAM y les ordenan darle los documentos a De la Garza Guerra.

Pero ¿sabe usted que es la información?

En ese proceso electoral, el Instituto Electoral instaló cuatro mil 314 casillas en que participaron casi 23 mil funcionarios entre presidentes, secretarios y escrutadores.

Habían surgido por insaculación de los dos  millones 430 mil ciudadanos empadronados, cuya primera etapa arrojó una lista de 246 mil ciudadanos.

Además de esos funcionarios, otro tanto fueron representantes de casilla y representantes generales de los partidos políticos, cuyos nombres también deben informarse a la panista.

Es evidente que, si el dato lo pidieron los azules, con su negativa el IETAM y el TEPJE prendieron beneficiar a los priístas (que son la competencia real).

Para las elecciones del próximo uno de julio en Tamaulipas se instalarán alrededor de cuatro mil 260  casillas, donde lo más probable es que los representantes de los partidos sean los mismos.

Sobre el asunto cabe reflexionar: Los magistrados federales dijeron que es una información pública; los estatales que es confidencial y protegida por la Constitución General de la República y la  Constitución de Tamaulipas ¿a quién creerle?.

Y bueno, lo más probable es que, con tal relación de funcionarios y ciudadanos, si los panistas utilizan la información para trabajar por la causa de sus candidatos en la jornada de julio, lo más probable es que ya tienen avanzado un 50 por ciento.

¿Cómo le pueden hacer? Solo basta ir a visitar a cada representante general o de casilla y “ponerse de acuerdo”, o bien con aquellos que fueron funcionarios (que bien pudieran estar ahí, o coincidir con la insaculación).

Si cambiamos de canal, mire que el Rector José Ma. Leal Gutiérrez rindió su segundo informe de labores al frente de la UAT, donde dio cuenta de los avances académicos y físicos de la institución en el ejercicio 2011.

Resalta que la Autónoma atiende a 35 de cada cien alumnos que cursan educación superior en  nuestra entidad, lo que representa una matrícula de 41 mil 153 estudiantes.

La universidad imparte 172 programas, de los cuales 79 son de licenciatura, 45 de maestría y diez de doctorado.

Nueve de cada diez profesores de tiempo completo cuentan con posgrado y 23 por ciento con carrera de doctorado.

Durante el ejercicio anual, se firmaron 28 nuevos convenios de colaboración con los sectores público y privado y se concluyeron 31 proyectos de construcción, remodelación y ampliación de áreas académicas.

Al evento asistió el Gobernador Egidio  Torre Cantú, así como el Secretario Ejecutivo de la ANUIES, Rafael López Castañares, y el representante de la SEP, José Luis Guevara Reynaga.

Otro dato interesante que dio a conocer el ingeniero Leal Gutiérrez, es que por quinto año consecutivo la UAT obtuvo el reconocimiento nacional a la calidad educativa.

Avances académicos muchos, como la creación de seis programas educativos más que los organismos responsables pronto acreditarán, como es el Programa Nacional de Posgrados de Calidad.

Aunado a esos logros académicos y físicos, y aunque el Rector no lo mencionó, lo más importante es que la casa de cultura está en paz, sin grillas y elevando sus niveles académicos.

Atrás quedó el porrismo y los eternos grupos estudiantiles que manejaban a su antojo las decisiones de la universidad. Son los nuevos tiempos de la institución, con un rector  que la proyecta no solo a nivel nacional sino internacional.

Nos vamos.

www.janambre.com.mx

Leave Comment

*