Las 33 mil vacas

Mar 25th, 2013 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Sin incidentes mayores culminó el proceso interno de los priístas para nombrar a sus candidatos a alcaldes.

Los siguientes 55 días, en lo que se llama el proceso de intercampañas, habrán de preparar la jornada de proselitismo y las elecciones del siete de julio, según lo dijo el jerarca Ramiro Ramos Salinas.

En 18 municipios hubo convención de delegados y en 22 el procedimiento fue por elección directa de militantes y simpatizantes.

Allá en Camargo hubo sustitución de precandidato al cuarto para las doce, de lo cual muy pocos analistas y observadores se dieron cuenta. Presentó su renuncia Juan José Chapa Barrera y entró en su lugar Blas López García.

Quien sabe que pasaría. Se habla de problemas de salud de quien ya tenía en la bolsa la candidatura y casi segura llegada a la administración.

Como sabemos, Camargo es el único municipio donde gobierna el PRD. El cambio de abanderado pudo haber sido originado por la estrategia de conseguir más votos en la urnas si, como se dice, el señor López participó en un tiempo en las filas amarillas.

Sobre el particular hay que agregar que hasta la alcaldesa perredista María del Carmen Rocha Hernández fue a depositar su voto en las urnas priístas por el candidato único.

Aun en los lugres donde se dio la unidad, los priístas hicieron campañas intensas para llegar a la gente. Con mayor razón donde se dio la competencia con dos o más aspirantes.

Según el dato de la dirigencia priísta, votó más del 62 por ciento del padrón tricolor en cada municipio.

Allá en Tula fue tanta la participación de los seis precandidatos, que acudieron a las urnas un total de 12 mil cien ciudadanos, ya sea militantes o simpatizantes. Esa votación significa una cifra parecida a la de una elección constitucional.

Las precampañas estuvieron movidas y hubo acusaciones de un lado y otro, pero al final se impuso el ex alcalde Juan Andrés Díaz Cruz con un total de tres mil 357 sufragios  por sobre los dos mil 753 de su más cercano competidor, Juan Bustos Niño, a quien se hacía el favorito.

En son de broma, allá se menciona que Andrés hizo muchas promesas, tantas que ofreció entregar diez vacas a cada ciudadano que le diera su voto en la interna.

Luego entonces, si Pitágoras no se equivocó, Don Juan necesita conseguir más de 33 mil reses para hacerlas llegar al pueblo durante el trienio.

Por cierto, está descartado que alguno de los cinco perdedores se vayan con la oposición, o sea con los panistas o perredistas. Ni siquiera se iría “El Pitayero” Walle Meza, ese que ya tenía repartidos los “huesos” de la administración y apenas alcanzó 931 votos.

Tampoco se iría con los de en frente el perdedor en Guémez, Héctor Cárdenas González, medio hermano de Gustavo Cárdenas Gutiérrez, quien jugó en la interna por el PRI cuando ellos son panistas.

Pese a ser un evento priísta, toda la estructura de Acción Nacional en el municipio y el estado trabajó para Cárdenas, por cierto el representante de la SEDESOL estatal.

“El Cuate” no podrá ser candidato del PAN porque su partido ya tiene uno registrado en la persona de Juan Alvarez.

Ahí en Guémez se alzó con el triunfo Julio César López Walle, a quien el propio partido ya se la debía pero las presiones de los Cárdenas obligaron a que se realizada la consulta de voto por voto.

La votación real entre dos o más contendientes fue en siete municipios, de los cuales otra de las sorpresas fue el triunfo de Santiago Avalos Medina en Casas. Se entiende que sus contrincantes exigieron la consulta porque tenían la seguridad de ganarle, y perdieron con Salvador Escobedo.

De los que mordieron el polvo lo que quedó fue el “lloriqueo” porque tuvieron que desembolsar una buena lanita, entre los 80 a cien mil pesos por participar.

Después del proceso interno las cosas no cambiaron para las mujeres priístas. Habrá seis candidas en municipios chicos: Teresa Galván García, en Gómez Farías; Elena Contreras, en Guerrero; Anselma de León, Miquihuana; Juana Nájera Cedillo, por Nuevo Morelos; Brenda Rodríguez Muñoz, en Villagrán, y Layla Charur Giloni, en Xicoténcatl.

De los 18 municipios donde hubo convención de delegados todo salió como estaba previsto –eran 19 pero en Casas cambió a consulta directa- y es así que los abanderados están listos, desde Alejandro Etienne Llano en Victoria a Gustavo Torres Flores en Tampico y José Elías Leal en Reynosa.

En asunto diferente, la 61 legislatura del Congreso del Estado, encabezada por Carlos Solís Gómez, decidió otorgar la medalla “Luis García de Arellano” al profesor Gumersindo Guerrero. Fue impuesta este lunes en sesión solemne por el Gobernador Egidio Torre Cantú. El evento fue temprano, nueve y media de la mañana.

Por el lado del municipio, el alcalde Miguel González Salum arrancó el programa de vigilancia con motivo de la Semana Santa, en evento realizado ahí en el Paseo Méndez, frente al colegio Antonio Repiso.

Y nos vamos no sin antes mencionar que la burocracia estatal tendrá libre a partir del miércoles y hasta el domingo. La actividad en la ciudad se verá reducida considerablemente.

www.janambre.com.mx

Leave Comment

*