No se cobra por votar

Jun 2nd, 2016 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Como ya estamos en los tiempos de reflexión (del voto), esta colaboración va a ser mesurada. No queremos que nos caiga la FEPADE, ese Demonio que dicen que existe pero que nadie ha visto.

Solo queremos hacer un análisis retrospectivo de los compromisos de los candidatos ¿se a cuerda usted de ellos?.

No queremos pensar, amigo lector, que ya no se a cuerda usted siquiera de los aspirantes al gobierno, los nombres de perdido, ya no digamos las promesas.

Tantos mensajes provenientes de ocho sujetos desorientaron al ciudadano medio. A estas alturas ya no sabemos a qué comprometió cada uno, que es lo que quieren hacer si acceden al poder.

Por lo que recordamos –muy apenas lo recordamos-, hay un tipo al que se le ocurrió decir que en su administración el transporte para estudiantes y adultos mayores será gratuito.

Tantas ocurrencias y sandeces dijo, como esa de que otorgará préstamos productivos hasta por 300 mil pesos a los tianguistas.

Otra enorme mentira fue que reducirá a la mitad el número de diputados locales. Mentira vil.

Ya por la tarde el jovenazo colgó los guantes y se fue con un coleguita suyo a hacerle la campaña.

De lo que sí estamos seguros es que, las ocho campañas privilegiaron como tema la seguridad pública. Cada quien expuso proyectos según su entender. Hasta se dieron coincidencias entre ellos.

Crear la policía de proximidad fue una confluencia. Sin especificar los procedimientos o la mecánica de aterrizarla, simplemente hicieron el anuncio. Menos indicaron cómo se dará el financiamiento.

Las ocho campañas –los ocho candidatos- dieron una imagen de que en Tamaulipas no hay hambre, que gozamos de un presupuesto público envidiable. Si se cumplieran las promesas de cada uno de ellos hizo, la Secretaría de Finanzas necesitaría tres veces el presupuesto anual para hacer realidad los sueños.

A estas alturas, aunque las campañas terminaron ayer, al ciudadano mortal ya se le olvidaron los compromisos que cada uno de los políticos hicieron a las puertas de hogares, o en concentraciones de miles.

Lo que no se olvida son las agresiones y amenazas de muerte, y es así que allá en Tampico, los ciudadanos tendrán muy presente durante toda su vida, que Germán Pacheco procedió contra una familia de la colonia Colinas de San Germán.

Los temores son tan fundados que la autoridad ordenó que se le brinde vigilancia permanente a dicha familia. Se sabe que el señor Pacheco es un tipo violento y agresivo. Hay una demanda en la Procuraduría del Estado.

En ese recuento, tenemos la seguridad amigo lector, que la gente de Altamira ya no se acuerda que por ahí andaba un candidato, sedicente independiente, llamado Juan Cuauhtémoc García Tamez.

Renunció junto con su planilla para incorporarse con otro candidato al gobierno. Traicionó la confianza de quienes le dieron su firma para que se registrara como libre.

Otros candidatos anunciaron, con tal de conseguir clientes, que no cobrarán sueldo en caso de llegar al poder (sueldo es una cosa, la compensación es otra).

En el curso de la campaña se dieron hasta 163 sustituciones de candidatos a diputados, alcaldes, síndicos y regidores, propietarios y suplentes, o retiros de candidaturas como se dio en Hidalgo, Villagrán y Mainero.

El que hizo un cambiadero de gente fue el Movimiento Ciudadano. Se deja a la imaginación que pudiera ser por la costumbre de su abanderado de vender las candidaturas al mejor postor.

Así por ejemplo a Don Orlando Guillén Gutiérrez le quitaron la cuarta posición de las plurinominales, para entregársela a Poncho Dávila Castillo, gente de confianza de la mafia que administra ese negocio.

También quitaron al suplente original, Gustavo Gómez Reza, y dieron entrada a Oscar Rafael Contreras Nava.

Esto es motivo para enviarle una felicitación al colega Contreras, quien por fin se decide a entrar al siniestro mundo de la política.

Junto con Dávila, tienen todas las posibilidades de cobrar quincenas en el Palacio Legislativo, ganen quien gane de Gobernador.

Veamos.

En el 2013 el MC consiguió en las urnas 57 mil votos y le dieron un escaño (para Alfonso de León Perales, quien traicionó la bandera). Otro sillón fue para el PRD con 47 mil votos, y uno más para el PT con 19 mil.

Más en concreto, si el Movimiento consigue poco más de cien mil sufragios, Alfonso y Oscar llegarían derechito a la nómina del Palacio Legislativo.

Ahí en triángulo de municipios donde el PRI no lleva candidatos, de última hora el PAN hizo una serie de sustituciones que dan que pensar.

Por ejemplo en Hidalgo se fueron –seguro que los hicieron ir-, el síndico Martín Rivera Barrientos; el segundo regidor suplente, Jesús Pablo Gutiérrez Díaz; cuarto regidor propietario, José Socorro Reyna Jaramillo; el cuarto suplente, Juan Antonio Cuéllar Ramírez y el tercer suplente, Flor Angel Mejía Báez.

En Mainero la “barredora” afectó al cuarto regidor propietario, Juan Carlos Sánchez Serrato, al tercero, Liliana López de León, al segundo, Francisco Ibarra de León, y al síndico Alvaro Luna Torres.

Cambios también en Villagrán. No llegarán al poder Jesús Rojas, cuarto regidor; María Guadalupe Lugo, la tercera; el segundo Tomás Cruz, ni el síndico Enrique Meléndez.

Ya falta menos para las elecciones y lo más importante es que los ciudadanos concurran a las urnas a decidir quienes serán nuestros próximos gobernantes.

No se cobra por votar.

Leave Comment

*