La más influyente

Nov 6th, 2016 | By | Category: Opinión Pública

 

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Vaya que la naturaleza le pegó duro a los municipios de Altamira, Tampico y Madero. Desde hace muchos años no se había visto una inundación como la propiciada por las lluvias de este tres de noviembre.

El mismo día el Gobernador Francisco Javier García Cabeza de Vaca publicó la declaración de emergencia para cumplir con los requisitos del Fondo de Desastres Naturales (FONDEN), y tener acceso a los apoyos federales del ejercicio 2016.

La difundió y la envió a la autoridad competente y, el cuatro, la Secretaría de Gobernación tomó su acuerdo que divulgó a través del boletín 570/16 para informar a la población de los tres municipios, sobre la disposición inmediata de recursos.

Los partidos políticos, instituciones educativas y organizaciones de la sociedad civil, comenzaron actividades para colectar víveres y otros artículos de uso personal para enviar a los afectados.

Llegarán a través del DIF estatal o en forma directa. Se ha dado la unidad de los tamaulipecos para con aquella región en desgracia. Después de seis años, como lo hacía Eugenio Hernández Flores, hemos visto al Gobernador mojarse, meterse al agua y recorrer calles para llevar el auxilio que necesita la población.

Es un estilo que se vio en los Gobernadores Enrique Cárdenas González, Américo Villareal Guerra y Eugenio, por mencionar los últimos sexenios.

Egidio Torre Cantú, Tomás Yarrington y Emilio Martínez Manautou “supervisaban” los desastres desde la comodidad del avión o helicóptero.

Don Manuel Cavazos Lerma ni se daba cuenta de la llegada de fenómenos naturales con sus desastres. Andaba en su onda de maharishi y bailando por pueblos y rancherías.

Tienen razón los regidores del PAN y del Movimiento Ciudadano que investigan las obras “fantasmas” de Elejandro Etienne Llano, el ex alcalde de Victoria. El caso no puede ser turnado a la contralora municipal Andrómeda Montiel Lerma, que es “más de lo mismo”

Es el cuento de nunca acabar. No encontraría responsables. Es conflicto de intereses, como dice el regidor Mario Alberto Ramos Tamez, quien se encamina a la Auditoría Superior de la Federación. Eran recursos federales. A esa dependencia le compete.

En el caso de Montiel hay algo raro. Ella está “repitiendo” en la chambita. Es la única de la administración pasada que sigue en la nómina como jefa ¿muy competente? ¿quién la recomienda? Se habla que es bastante influyente en el equipo de Oscar Almaraz Smer.

Con Etienne ni vio ni escuchó actos de corrupción. No hay confianza en que ahora sea diferente.

En la administración pasada fue “volanteada” por arbitraria y prepotente con los empleados más modestos. Nos dicen que sigue maltratando a la gente. Amenaza con despedirlos, tomar represalias en su contra por el solo hecho de contestar sus celulares.

Los funcionarios de primer orden fueron dados de baja, renunciaron, menos ella ¿quién la patrocina? Ya decíamos que es de Aguascalientes y se tituló en administración de empresas en la UAT.

Para los siguientes días se esperan otra vez volantes y una manifestación en su contra por arbitraria con los servidores de abajo. De ello luego abundaremos.

Por cierto que ahí mismo en el cabildo, como tenía que suceder, la cuerda se rompió por lo más flojo. A un mes de haber iniciado actividades el ayuntamiento capitalino, la primera regidora que se hizo la “pinta” es… Le adivinó usted, la priísta Laura Luz García Lumbreras.

¿Se acuerda usted de ella? La misma que, en una actitud demagógica, anunció que donaría parte de sueldo para becas de los más necesitados ¿ya el primer mes? Porque van dos veces que cobra.

La semana anterior faltó a sesión y de ahí pa´l real. Pudiera ser la campeona en ausencias a las reuniones de los concejales. Alcanzaría su medallita de ineficiencia.

Comenzó a salirle caro al erario. Cada que falte y no le descuenten (a nadie se le recorta el sueldo o la “compe”) se llevará una lana sin desquitar, algo que en lenguaje común se llama fraude.

Si el cabildo se reúne cada 15 días (las reuniones son de 15 minutos) y a los regidores se les pagan 43 mil mensuales, quiere decir que ganan alrededor de 22 mil por “jornada” ¿merece que se le pague?.

Oscar Almaraz Smer, el presidente municipal, cumplió ya 35 días de administración, plazo que se dio para resolver los problemas de limpieza pública, mantenimiento de pavimentos, conservación de espacios públicos y reposición del alumbrado público, algo que dejó por los suelos Don Fernando Méndez Cantú.

En los primeros rubros, bien o mal, ha cumplido (donde empezó a chapolear hace un mes, ya creció la yerba y necesita otra “repasada”). En el último, inexplicablemente la ciudad sigue siendo una “boca de lobo”.

Si es congruente con lo que dijo al tomar posesión, ahora se dedicará a otras cosas. También incluyó en su proyecto “que todo Victoria sepa qué hacemos, cómo lo hacemos y con qué lo hacemos”. Esto implica la página de información pública de Internet, en la que se deben incluir todos los datos que señala la Ley.

Habló también, en su protesta, de “establecer los mecanismos para fortalecer el bienestar, la paz y la seguridad”, algo que ya urge a los victorenses y no solo la limpieza de los drenes.

Si hablamos de los diputados, mire que el jefe del Palacio Legislativo, Carlos Alberto García González, ha puesto en marcha el proyecto de honrar a la Bandera Nacional y el Escudo de Armas de Tamaulipas, en un acto cívico que se realizará los días de sesión (por lo general los miércoles).

Es algo nuevo. A nadie se le había ocurrido aunque los coordinadores parlamentarios que han pasado tuvieron aspiraciones políticas como ser candidatos al senado, diputaciones federales, a la gubernatura o de perdido a la alcaldía de su pueblo.

Punto positivo para Don Carlos Alberto, hoy el más viable proyecto a ser candidato a la alcaldía de Matamoros por su partido, el PAN, en el 2018.

Leave Comment

*