Mamar y dar topes

Ago 20th, 2017 | By | Category: Opinión Pública

 

Cd. Victoria, Tamaulipas.- El Partido Verde Ecologista, gerencia Tamaulipas, tiene una lista de dos proveedores. Pareciera que hace ahorros, pero no.

Uno es Mauricio Morales del Muro; el otro Patricio Edgar King López.

Si usted querido lector, echa retrospectiva, debe recordar al señor King. Fue diputado local plurinominal gracias al amasiato que sostuvieron con los priístas. Ahora es el jefe estatal de esas siglas.

Con fecha 20 de febrero del 2017, el jefe financiero, José Izquierdo Salas, presentó al INE el proyecto de trabajo para aterrizar el dinero “etiquetado” (proyectos especiales) para el año. Subió diez actividades para las mujeres y ocho específicas.

Una de ellas es la edición de una revista llamada “Mujer Líder Activa”, de la que en su imaginación dijo se harían 38 mil ejemplares.

En los hechos, los verdes no han impreso ni una muestra.

Sin embargo al señor Morales se le pagarán 190 mil del águila por la chambita.

Por otros conceptos, hay documentos de que ya se le pagaron 44 mil en dos partidas, por “diseño, desarrollo y mantenimiento”.

Aunque esa revista (con los 38 mil números) alcanzaría para inundar Tamaulipas, no están conformes. Programaron otro pago de 14 mil para Mauricio, por subirla a Internet.

El resto de los “proyectos” son por alrededor de cien mil pesos para dar “pláticas” a las mujeres de la zona sur, exclusivamente.

En Tamaulipas el Verde tiene tres propietarios. El accionista mayoritario es Jesús González Macías, ex diputado local y federal, ahora delegado de la secretaría del Medio Ambiente. Es el jefe de la cofradía.

Cuando era Gobernador Egidio Torre Cantú, lo “palomeó” para que representara al gobierno federal en esa cartera. Sigue cobrando pero siente –y bien que siente- que la nómina se le acaba (ha comenzado una barrida de delegados egidistas).

Su chofer era entonces Edgar King López, originario de la colonia Cascajal de Tampico.

A través de los convenios con el PRI, Macías hizo a King diputado plurinominal en tanto que el gerente de ventas del partido era Humberto Rangel Vallejo.

En octubre (llegada de la legislatura cabecista), Rangel accedió al Congreso y recibió la instrucción de hacer “líder” a King.

Aparte de disponer de los recursos del partido como jefe, Patricio autocelebró un contrato por servicios profesionales de asesoría con el propio Verde. Por este año cobrará la suma de 382 mil pesillos.

Son alrededor de 47 mil del águila cada 30 días. Los cobra por ocho meses, a partir de mayo y hasta el 31 de diciembre.

En lenguaje llanero significa que el joven “mama y da topes” en el presupuesto del PVEM con los recursos que el gobierno del Estado le paga a los partidos, vía IETAM.

Todo bien hasta la fecha con el reparto del pastel.

Pero viene la “elección” del nuevo direcgtor partidista y amenaza con una división interna. El diputadito Rangel quiere ser el presidente y guía espiritual de los verdes tamaulipecos.

En la otra esquina, sabedor que vivir fuera del presupuesto es vivir en el error, Don Edgar está dispuesto a la genuflexión para seguir en la nómina y los contratos como prestador de servicios.

Rangel ya dijo que Edgar tiene que irse, que ya succionó lo suficiente. Este contestó que no pasa nada, que todo marcha sobre ruedas, que para el 2018 se van de esquiroles con el PAN.

Deben estar en pláticas. Lo que está por verse, es si los azules les van a dar el mismo porcentaje de ganancia que los tricolores, cuando eran socios.

Hay algo que el trío ha olvidado. La fiscalización de la lana –sea estatal o federal-, está a cargo del INE. Sus auditores pudieran interrumpir la hora feliz de los muchachos de Chucho González, el gran cacique y propietario de la franquicia.

Si cambiamos, este viernes vence el plazo para que se registren los aspirantes a integrar el Comité Estatal de Participación Ciudadana, del Sistema Estatal Anticorrupción.

Los integrantes del Comité de Selección (que son nueve), informaron el fin de semana que han recibido alrededor de 42 mil visitas en la página oficial de Internet que abrieron (de la CSSEA). No mencionar algún posible número de interesados.

El coordinador de la novena, Francisco González Cuesta, no aceptó que sea desinterés pero la verdad es que los requisitos son muy estrictos: No haber sido militante de algún partido político en los últimos cuatro años; tener cinco años de residencia en Tamaulipas; no haber sido candidato ni funcionario en los últimos cuatro años, por mencionar algunos.

Si anda preocupado porque se presenten menos de 50 aspirantes, le sugerimos a Don Francisco algo muy sencillo: Mencione ya el sueldo que van a percibir los seleccionados… Y se vendrá la marabunta.

Si no hay algún cambio drástico de última hora, a estas alturas de la tarde tres interesados en la presidencia estatal del PRI deben andar en campaña interna. Bueno, dos.

La comisión Nacional de Procesos Internos publicó el viernes las resoluciones a favor de tres: Oscar Luebbert Gutiérrez, Sergio Guajardo Maldonado y Alejandro Guevara Cobos.

No parece haber un “acuerdo” de unidad. Al final llegarán a la asamblea de consejeros los dos primeros. El último no trae con que   jugar.

El IETAM que comanda Jesús Eduardo Hernández Anguiano comenzó en Tampico un ciclo de conferencias sobre temas alusivos al proceso electoral 2017-18, con asistencia de los magistrados de la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, Reyes Rodríguez Mondragón y Felipe de la Mata Pizaña.

Hernández reconoció que se necdesitan ciudadanos fortalecidos. El camino rumbo a la elección es sinuoso y es por ello que se debe fomentar la participación ciudadana como acciones estas. La siguiente será el uno de septiembre en Reynosa.

PD.- Que el “maese” Librado Treviño Gutiérrez ya se arrepintió de haber renunciado al PRI. Quiere ir a votar el día 26 al Consejo Estatal a favor de su colega de tierras (en las uñas).

 

Leave Comment

*