Sus barbas a remojar

Nov 10th, 2017 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- En octubre del 2014 el entonces Auditor Superior del Estado, Miguel Salman Alvarez, envió oficio a la Procuraduría General de Justicia para pedirle el avance de las investigaciones en contra de varios ex funcionarios, acusados de desviar recursos del erario.

La respuesta se dio días después, con la acentuación de que seguían en marcha tales averiguaciones previas penales.

Entre ellas la número 31/2008 en que aparecía como indiciado el agrónomo Samuel Rodríguez Urbina “y otros” por presunto delito de peculado y varios más, en el municipio de San Carlos.

Tres años y días después el señor Rodríguez, ex alcalde de ese municipio, está en el bote.

Pero en esa relación de acusados por la Auditoría Superior del Estado, el salcarlense no iba solo. Junto a él, con la averiguación 36/2008, aparece el joven Jesús Alejandro Valdez Zermeño, quien había sido jefe de la COMAPA de Nuevo Laredo.

Le dimos una “buscadita” y encontramos que al señor Valdez le ha ido bien, es regidor en aquel municipio en la administración de Enrique Rivas Cuéllar. Además, y lo más importante, es que aspira a la candidatura del PRI a la presidencia municipal.

Se dice el mejor precandidato, el que conoce al dedillo los problemas de la comunidad por haber presidido en dos ocasiones el comité local del PRI. Anda en plena precampaña.

Va en esa lista –de la ASE- el profesor Javier Molina Barrera, ex presidente de Antiguo Morelos (por el PRI), acusado, igual que Rodríguez Urbina, del delito de peculado.

Como presidentes fueron colegas de trienio, y ambos siguieron la misma ruta rumbo a la Procuraduría por disponer de bienes que no eran suyos.

Si el fiscal Javier Castro Ormaechea recibió las averiguaciones previas en contra de los aludidos, el que sigue bien podría ser este ex edil de Morelos. La averiguación es la número 169/2007.

Dos expedientes más, con los números 168 y 170, del mismo año 2007, se refieren a la demanda que presentó la Auditoría Superior del Estado en contra de Néstor Domingo González Meza, quien se había desempeñado como gente de la Comapa Reynosa. Con él van varios de sus colaboradores.

Sin embargo, a diferencia del presidente de San Carlos, a Néstor le ha ido mejor. A la fecha ocupa el mismo cargo en la Comisión de Agua de aquel municipio, por cuyo desempeño fue enviado a la PGJE en el 2007.

El nombramiento se lo otorgó el consejo de administración a petición de la presidenta del mismo, Maki Ortiz Domínguez, quien es la presidenta Municipal. Fue en marzo del 2017.

Contra ellos había presentado denuncia la ASE presidida por Salman Alvarez, según el informe que presentó al Congreso del Estado a finales del 2014 ¿Resolvieron sus problemas? Porque ya estaban en la Procuraduría sujetos a indagatoria. Es tiempo que pongan sus barbas a remojar.

Si el señor Castro Ormaechea cumple con su labor, también debe tener las investigaciones en contra de ex alcaldes señalados como pillos, como el de Palmillas, Jaime Antonio Barragán Castro y sus colaboradores Oliver Monita Gutiérrez y Santos Torres Villanueva ¿O ya arreglaron?.

No son acusados de cualquier cosilla, sino por la desaparición de 19.9 millones de pesos ¿Ya recibieron el perdón?.

A Don Jaime Antonio le ha ido de maravillas. Ahora es el tesorero después que impuso a una mujer como sucesora.

Sin encapar desde luego el de Tula, Juan Andrés Díaz Cruz, acusado de robarse hasta el cotorro de la presidencia.

Y deben estar en la Procuraduría las denuncias en contra de Ramiro Avalos Alonso, ex jefe de la Comapa de Villagrán, acusado por la Auditoria de embolsarse 331 mil del águila.

De cerquita ahí mismo, Mainero, es enjuiciado Alvaro Villarreal Rodríguez, por la suma de 299 mil, también del organismo operador de agua.

No muy lejos también, al ex jefe de Comapa Padilla, Mauricio Flores Zavala, se le exigía la devolución de un millón 963 mil pesos ¿Ya los regresó? Son situaciones que la opinión pública desconoce.

En la lista de los deshonestos está el entonces jefe de la Comisión de Agua de El Mante, Carlos Sánchez Vega, a quien se le pedía la devolución de 3.3 millones de pesos ¿Lo “perdonó” el sistema priísta? ¿Lo seguirán perdonando los vientos del cambio?.

Se sabe que, después de su paso por el organismo, fue presidente del PRI local y delegado de la Sedesol estatal.

La lista es muy larga y, aunque los pilluelos procuran no dejar pruebas, la tarea de reunirlas es del señor Castro. Los bandidos no dejan recibos firmados.

De todas maneras, aunque sean “perras flacas”, es combate a la corrupción y un mensaje para quienes hoy son presidentes y directores de las Comisiones de Agua. Si cometen peculado, pueden ser alcanzados aun diez años después.

Solo decir que faltan los “peces gordos”.

Como la persecución del delito siempre va de la mano de la política, el gobierno necesita un auténtico golpe de credibilidad de que está combatiendo la corrupción. Ya vienen las elecciones y es necesario.

Después de unirse los diputados federales por Tamaulipas, priístas (comandados por Edgardo Melhem Salinas) y de otras corrientes, el resultado es que, para el ejercicio 2018, la tierra cueruda recibirá recursos federales por 52 mil 965 millones de pesos, algo como un cinco por ciento más que en el presente 2017.

El resultado es alentador porque en otras entidades, en lugar de recibir incremento, han ido a la baja. Ahora lo interesante será que las dependencias estatales y municipales soliciten y aterricen el dinero. Para que llegue, hay que pedirlo.

En la víspera el gobernador Francisco García Cabeza de Vaca se había reunido con ellos en lo que se interpreta que, fuera de colores, hay voluntad de resolver problemas y ver por el progreso de la patria estatal.

El líder estatal priísta, Sergio Guajardo Maldonado, dijo el gran logro fue de los diez diputados federales tricolores que cumplieron con su tarea. Por largo tiempo estuvieron defendiendo el punto hasta que llegó al pleno, para su aprobación.

Leave Comment

*