De patitas en la calle

May 9th, 2018 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- El dato nos dice que el 15 de julio de 1929 inició la construcción del edificio que ocupa la Liga de Comunidades Agrarias y Sindicatos Campesinos de Tamaulipas, en ciudad Victoria.

La organización había nacido el 28 de septiembre de 1926 bajo convocatoria del entonces Gobernador Emilio Portes Gil.

Por largos años, casi un siglo, la CNC fue manejada como una dependencia del ejecutivo estatal. A los hijos de la Revolución se les concedía todo lo que pidieran, por más costoso que fuera.

La edición “Monografía de Victoria”, de octubre de 1999 (alcalde Enrique Cárdenas del Avellano), menciona que la también llamada Casa del Campesino “es uno de los pocos ejemplos de la arquitectura Deco en la ciudad, que se desarrolló en México entre 1918 y 1938”.

Hace ver que la parte central del edificio se levanta en dos plantas de realización contenida, “no así la puerta de dos hojas de hierro forjado que destaca por su calidad y belleza del trabajo de herrería, en el más puro Art Deco”.

Para el ayuntamiento capitalino la construcción es considerada Edificio Histórico y por tanto no paga impuesto predial.

En las sesiones de integración de la Liga y luego como dirigentes, participaron las “vacas sagradas” del Partido Socialista Fronterizo, luego Partido Nacional Revolucionario y al último Partido Revolucionario Institucional, como Magdaleno Aguilar Castillo, Marte R. Gómez, Arsenio Saeb Félix, Graciano Sánchez, Bernardo Turrubiates y Miguel Martínez Rojo, este último primer secretario general.

Las asambleas se realizaron en el entigüo Teatro Juárez, mismo que fue destruido en 1950 para dar paso lo que hoy es el Palacio de Gobierno (tipo militar).

El artículo 13 de los primeros estatutos dice que “la Liga se sostendrá con las donaciones que hagan voluntariamente las comunidades afiliadas”.

Pues bien, a casi 90 años de la construcción de la Casa del Agrarista, ahora resulta que los terrenos no son propiedad de la organización y sus gerentes podrían ser echados a la calle.

Nadie de los jefes lo ha explicado, pero…

Corre la versión que el inmueble se levantó en dos solares que le fueron donados por un particular al comité ejecutivo, con las respectivas escrituras.

Sin embargo hay un dato que llama la atención, y que podría tratarse de terrenos que pertenecen al Gobierno del Estado. Los gerentes nunca pensaron que un día su partido perdería el liderato.

Con fecha 17 de marzo de 1928 el Congreso del Estado emitió el decreto 80 por el cual se autoriza al ejecutivo (Gobernador) a donar (título gratuito) “un solar” a la Liga de Comunidades Agrarias, ubicado en la manzana 86 del plano oficial de la capital.

Pero menos de nueve años después, el uno de diciembre de 1937, el Congreso expide el decreto 175 por el cual da marcha atrás al emitido (80) por la 33 legislatura. Devuelve los terrenos al gobierno estatal ¿qué pasó? Pues que lo expliquen.

Años más tarde en la esquina de 17 y 18 Rosales funcionaron un Hospital Ejidal y una Escuela de Enfermería que desaparecieron de la noche a la mañana.

Es oportunidad que el jefe Tino Sáenz o el delegado que administra la agrupación, den cuenta de si son propietarios o posesionarios. Si no tienen papeles, que los desalojen. Si les asiste la razón, que los respeten.

Le dimos una “checadita” de si la Liga de Tamaulipas funciona como organización de la sociedad civil o algo parecido, con capacidad para ser propietaria de muebles e inmuebles, y encontramos que no. Solo tienen su registro los grupos similares de Guerrero y Morelos.

Menos forma parte de las propiedades que el PRI tiene publicadas en su plataforma de transparencia (no hay nada, lo manejan como una vacilada).

Si en casi un siglo no se ocuparon de regularizar su situación y registrar escrituras, pues que los pongan de patitas en la calle y que los predios, con todos los bienes construidos, regresen al dueño original.

Si las tienen, pues que Sáenz y colaboradores hagan respetar la Ley. Así se simple.

Donde parece que no hay reversa es con el edificio del PRI en Matamoros, que se ubica ahí por la Diagonal Cuauhtémoc. Es propiedad del Gobierno del Estado.

Este miércoles circuló una copia del Periódico Oficial del 29 de mayo de 1982, en que el Congreso autoriza al ayuntamiento de Matamoros a donar al Gobierno el predio de cinco mil 673 metros cuadrados en la colonia San Francisco.

Según publicación del POE de fecha 29 de enero de 1958, inicialmente el terreno fue donado por el municipio al colegio Ignacio M. Altamirano, A.C.

Sin embargo, para 1981 la escuela dejó de funcionar y el cabildo revirtió el bien al erario, a la vez que tomó el acuerdo de donarlo al Gobierno, según escritos dirigidos al entonces Gobernador Emilio Martínez Manautou por el alcalde Jorge Cárdenas González y su secretario Homero Díaz Mota, padre de Homero Díaz Rodríguez, cuya historia ya conocemos en Tamaulipas.

El municipio determinó que las instalaciones se dedicarían a una biblioteca, para lo cual puso dos años de plazo al Estado. Pero el decreto del Congreso no condiciona fechas.

Así que, si no tienen escrituras, los tricolores de la Tres Veces “H” serán puestos de patitas en la calle.

Sobre el mismo tema de propiedad y escrituras, es de llamar la atención la iniciativa del diputado Mario Moreno Chan, del PANAL, que este miércoles subió al pleno del Congreso del Estado. Solicita a la secretaría de Administración (en coordinación con Educación) para que elabore documentos de todas las escuelas e inmuebles de la SET en Tamaulipas (las que no tienen).

Acá entre nos amigo lector ¿cree usted que las escuelas tengan papeles? En lo personal casi garantizo que muy pocas.

Las escrituras se pueden necesitar en pocos años por una de dos razones: Que los planteles se vendan o entreguen en comodato a los rusos, o a la iniciativa privada mexicana (según el candidato presidencial que gane).

Si hablamos del poder político y la Iglesia, no sorprendió pero sí llama la atención la imagen que el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca subió a su cuenta de twitter este miércoles, donde está acompañado por el Obispo Antonio González Sánchez.

El pie de grabado es el siguiente: “Esta mañana en Casa Tam, sostuve una reunión con el Obispo de la Diócesis de Victoria, Mons. Antonio González Sánchez. El trabajo desde las asociaciones religiosas es fundamental para la recuperación de valores y la reconstrucción del tejido social”.

Con motivo del Día de las Madres, Cabeza de Vaca se reunió con las madres trabajadoras del gobierno. Al respecto también escribió: “Presente, junto a Mariana Gómez de García, en el festejo del Día de la Madre organizado para las servidoras públicas del Gobtam y DIFtam. Mi reconocimiento y agradecimiento como Gobernador a las madres tamaulipecas, ustedes han hecho posible que Tamaulipas salga adelante”.

 

 

Leave Comment

*