Demanda laboral contra el IETAM

Jul 9th, 2018 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- “Eramos muchos y parió la abuela”, dice el refranero popular.

A la lluvia de inconformidades que presentarán los partidos y candidatos ante el Tribunal Electoral de Tamaulipas, se suma la de alguien muy conocido, Jesús Eduardo Hernández Anguiano, el jefe del IETAM hasta el 31 de diciembre del año pasado.

Don Eduardo, quien renunció “de su puño y letra” le reclama al órgano prestaciones laborales que le quedaron a deber.

Le madrugó a la cascada de expedientes que están por llegar. Lo hizo con fecha tres de julio por la vía de Recurso para Dirimir Conflictos Laborales ¿Cuánto pide? No lo sabemos pero debe ser una buena lana. Si el sueldito de los presidentes del órgano arbitral es de 172 mil tepalcates por mes, ya nos podemos dar una idea.

Hernández fue designado presidente en septiembre del 2015 en los tiempos del egidismo. Organizó la elección del 2016 pero no se pudo quitar el sello priísta ante el gobierno de los vientos del cambio.

En diciembre del 2017 lo envolvió el escándalo del PAN presuntamente tratando de apoderarse del órgano electoral, a lo cual el PRI protestó y consiguió la remoción de Alfonso Guadalupe Torres Carrillo, directivo panista que había sido nombrado secretario del IETAM.

Días después, el 23 de diciembre, con efectos al último del año, Hernández   presidió “la última y nos vamos” sesión del Instituto. De ahí se “perdió”.

Es de entender que negoció su salida ¿no le cumplieron? Suena muy infantil que lo hizo para que el INE realizara libremente la investigación sobre el dedazo para Torres Carrillo.

En otro ámbito, transcurridas las elecciones el “fuego amigo” de los perdedores voltea la vista hacia los jefes y gerentes partidistas para echarlos del liderazgo. En este caso, hay quienes hacen perros del mal al priísta Sergio Guajardo Maldonado y al azul Francisco Elizondo Salazar ¿deben de irse?.

“Kiko” no ha cumplido el periodo para el que fue electo. Tomó protesta el 12 de septiembre del 2016, apenas efectuada las constitucionales que organizó su antecesor César Verástegui Ostos.

Cierto que el partido –los partidos todos-, sus jefes, deben hacer una valoración de qué es lo que falló, en qué estuvieron mal, pero investigar y reflexionar ellos mismos y no los que vienen.

Con cambiar de dirigencia los azules no tendrán resuelto su problema para “barrer” con los 22 escaños al Congreso del Estado en el 2019. Al contrario, son elementos que agarraron experiencia y conocen el territorio. Si se les da oportunidad podrían elaborar la mejor estrategia de batalla.

Los estatutos no dicen que debe irse. Menos cuando en tres meses arrancará oficialmente el proceso electoral 2018-19 para renovar las diputaciones locales, un tema que mejor que nadie sabrá manejar Elizondo. Ya conoce los municipios, a los grupos, las ventajas y desventajas de cada uno de los actores.

Claro, su permanencia o no la decidirá el jefe político, después que haga su evaluación de los resultados que le entreguen el propio Kiko y su segundo de abordo, Gerardo Peña Flores.

Si le faltan 15 meses, y si dentro de once habrá elecciones, lógico que deba seguir ahí.

El caso de “Checo” Guajardo es diferente. Le tocaba culminar el ciclo de Rafael González Benavides, al renunciar este para ir de diputado local pluri.

Como estaba en marcha la elección, el CEN decidió prolongar su liderazgo hasta septiembre del 2018. Para entonces expedirán la convocatoria para sustituir al ex diputado que, hoy por hoy, tiene el deshonroso título de ser el sepulturero del partido en Tamaulipas (se salvará cuando alguien pierda las 43 alcaldías y los 22 escaños ante el Congreso).

La verdad, las jerarquías partidistas no son para cambiarse cada rato por el hecho de perder. Los que vienen llegan sin experiencia ¿liderazgos de carrera?.

Cuando la época del geñismo, la salida de Luis Enrique “El Pipo” Rodríguez Sánchez no solucionó la impopularidad partidista. En el 2006 perdió por primera vez las dos senadurías y cinco de los ocho escaños federales. Se fue de inmediato porque al parecer el compromiso era un contrato en pesos duros, como operador. No venía a quedarse.

Tampoco la renuncia de Lucino Cervantes Durán en la elección del 2012 cuando perdió seis de las ocho diputaciones y las dos senadurías a manos del PAN.

Para algunos la lógica es al revés. Quieren hacer a un lado a la experiencia. Hay resentimiento porque perdieron.

Si ampliamos los comentarios al partido Morena, la directiva estatal cumple ya el ciclo por el cual fue electa. El Profesor Enrique Torres Mendoza termina en octubre su ciclo de tres años. Le toca hacer renovación.

Culmina también José Antonio Leal Doria, presidente del Consejo Estatal y uno de los principales operadores en la pasada elección de julio.

Deben retirarse para evitar sanciones del INE. No les cabe la permanencia voluntaria.

De los demás partidos no vale la pena mencionarlos, son cacicazgos desde hace años. Tal es el caso de Gustavo Cárdenas Gutiérrez, nombrado en noviembre del 2013 después de abandonar el PAN porque no ganó la candidatura a la presidencia de Victoria.

Para nadie es desconocido que Jesús González Macías regentea el Verde Ecologista desde hace décadas. Incluso lo ha “rentado” al Gobierno del Estado.

En temas que no son de política, la química farmacéutica bióloga Elideth Vidales Valenzuela, egresada de la UAT, representó a México en la Expo Ciencia Latinoamericana ESI-AMLAT 2018 realizada en Antofagasta, Chile.

Con un proyecto enfocado a la prevención del cáncer de mama, ella consiguió el pase al evento internacional tras obtener los primeros lugares del 19º Certamen Estatal de Creatividad e Innovación Tecnológica, que fue convocado el año pasado por la Secretaría de Educación en Tamaulipas y el Consejo Tamaulipeco de Ciencia y Tecnología.

Tiene sesión la Comisión permanente del Congreso del Estado. Es a las doce del día de este martes. Aun en vacaciones de la burocracia estatal, los legisladores prometen que estarán al pie de la cureña. Como debe ser.

Le dimos un a “checadita”. Los tribunales no han recepcionado aun las inconformidades que, dicen ellos, presentaron partidos y candidatos respecto a los resultados de la elección del domingo. Necesitan darse los respectivos acuerdos. Ya veremos.

 

 

Leave Comment

*