Todo un pájaro de cuenta

Jul 30th, 2018 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- La oferta es muy atractiva: 152 mil 500 pesillos por mes y “algo más”.

Ese más incluye gratificación por vacaciones, prima vacacional, aguinaldo, compensación garantizada, ayuda para servicios funerarios, vales de despensa, compensación por jornadas extraordinarias y un ingreso que se está rifando últimamente en la burocracia: “pago de riesgo”.

Dice la justificación que se trata de un ingreso “dada la naturaleza, complejidad y responsabilidad de las funciones que desarrollan durante los procesos electorales”.

Ello, aunque nuestros funcionarios electorales en Tamaulipas el único riesgo que corren es que resbalen con alguna penca de maguey, o ser hospitalizados por un golpe de su mujer.

Hablamos desde luego de los ingresos de los consejeros (as) del Instituto Electoral de Tamaulipas, quienes ganan más que el Gobernador del Estado y lo que pretende ganar a partir del uno de diciembre el Presidente López Obrador.

Pero no hemos terminado. El “riesgo” implica una “pisca” de dos meses de sueldo, nada despreciable si se trata de miles.

Luego vienen los seguros: De vida, incapacidad total y permanente, de retiro o separación individualizada. También los seguros de gastos médicos mayores y las “percepciones extraordinarias” donde van más estímulos, incentivos, recompensas y todo lo que se refiere a otros ingresos.

Bastante tentadora la invitación: Tales beneficios son por siete años seguidos sin rendirle cuentas mas que a Lolita por algunos impuestos, no en todo el bonche de lana.

Bueno, así lo dicen las Leyes y reglamentos del gasto 2018. Si López Obrador promueve renovarlas para que nadie en México –dedicados a la res pública- gane más que él, será otro cantar.

Viene lo anterior porque, aquellos interesados en ingresar a este mundo de privilegios, están en oportunidad de hacerlo. Con un golpecillo de suerte y le atinan.

Está en proceso la renovación de tres consejeros del IETAM. La convocatoria sigue vigente desde el 23 de julio. Se necesita tener una carrera de licenciatura para llenar papeles y mandarlos al Instituto Nacional Electoral, que es el que calificará.

Los documentos pueden presentarse hasta el 13 de agosto, es decir, el plazo vence dentro de dos semanas.

El requisito más difícil de reunir es el de “gozar de buena reputación”. Se pueden tener antecedentes penales siempre y cuando sean por delito no intencional o imprudencial (como matar a un cristiano con su vehículo).

Total que, para el uno de noviembre debe haber tres nuevos consejeros del IETAM. Ah! y se vale que vuelvan a presentar solicitud los 148 que llenaron papeles hace dos años. Ya no requieren pagar notario para certificar documentación.

Para calificar a los soñadores de este paraíso, el árbitro electoral ha introducido algo que se llama “prueba de rasgos de carácter”, que “tiene el objetivo de apreciar las características de personalidad” ¿podrán detectar a rateros y criminales?.

El panorama, por ahora, es maravilloso. Si las condiciones cambian para enero, cuando vengan las Leyes pejistas, será otro asunto.

Una cosa son las promesas de campaña y otra las decisiones como Presidente. Pero eso de quitar los privilegios a los funcionarios parece ir en serio. Ya estuvo suave de mantener a tanto bribón. El pueblo lo sabe y estará pendiente que el señor López cumpla sus promesas. Por algo más de la mitad de aquellos que fueron a las urnas votaron por él.

Son los futuros colaboradores del pejismo los que elaboran el proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación para el 2019. Es ahí donde quedará escrito cuanto ganará cada quien, derivando antes y después una serie de reformas a la Constitución y Leyes relacionadas.

De verdad que sería muy saludable para el país quitar privilegios y sanear instituciones tan corrompidas como Pemex y la CFE. Si lo hace Don Peje, se podría ganar el refrendo que prometió a los primeros dos años de su administración.

Si hablamos de los morenos, vaya pájaro de cuenta que trata de embaucar a dos de las principales figuras del momento, Américo Villarreal Anaya y José Ramón Gómez Leal.

Se trata de un tipo llamado Esteban Sánchez Nieto, presunto dirigente de una fantasmal organización civil Alianza de Restauración Ciudadana, que dizque pretende moralizar a los funcionarios del gobierno de López Obrador.

Originario de Tula, egresado de ingeniería por la UAT en 1975, los mismos tultecos definen a Sánchez como una trampa, un vagabundo oportunista que jode a sus propios paisanos.

Ha prometido que, en aquella ciudad, arrancará el diez de agosto una campaña de “valores éticos” de los servidores públicos del pejismo.

Si se sale con la suya, de embaucar a los aludidos y otros que se dejen, a las diez de la mañana estarán al Tula en un salón del hotel La Quinta avalando las pillerías del hermano del notario del pueblo.

Sánchez lleva cola en la cuenta pública del ex alcalde Juan Andrés Díaz Cruz, quien a partir de octubre será el poder bajo el trono de la alcaldía de allá mismo, al lado del panismo.

Hay obras inconclusas y demandas penales. Hay una vieja historia de un terreno federal robado a orillas del río que cruza la ciudad, en que participó otro pariente de los Sánchez, Reynaldo, cuando era regidor.

En época de proselitismo y nuevos gobiernos siempre hay oportunistas y vividores que se apuntan.

Rodolfo Sánchez Nieto, hermano de Esteban, es el notario que hace algunos años estuvo preso por pandillerismo y otros delitos, de lo cual no sería muy grato hacer un recuento.

Antes de irnos, este lunes se conmemoró el Día Mundial Contra la Trata de Personas, evento en que a nivel estatal participaron 12 instituciones del Gobierno del Estado, que se desarrolló en la Plaza Juárez.

Es la lucha por concientizar, prevenir y combatir la trata de personas, proporcionando información sobre las modalidades de este delito que va más allá de la explotación sexual.

 

 

 

Leave Comment

*