Pena y ganas de llorar

Ago 24th, 2018 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Muy pobre y escuálida la diputación federal plurinominal por Tamaulipas. En lugar de orgullo, dan pena y ganas de llorar.

Varios próceres “chuparon faros”. Sus partidos no consiguieron votos suficientes para llevarlos a la felicidad presupuestal. Dos hasta perdieron su registro.

De hecho solo dos desconocidas mujeres –de las que no se espera nada- lograron el acceso a la Cámara Baja. Ellas son la priísta Mariana Rodríguez Mier y Terán y la panista Nohemí Alemán Hernández, que coinciden en lo inexpertas y no haber ocupado cargo de elección alguno.

Doña Mariana se sacó la lotería. Llegó en tercer lugar de la Segunda Circunscripción, un privilegio de pocos porque el premio es directo y sin comprar boleto.

Será la única representante federal del PRI por Tamaulipas. Perdieron todo, los nueve distritos electorales de mayoría.

La segunda, Alemán, no estaba invitada a la fiesta. Pero dio la casualidad que Doña Maki Ortiz Domínguez no quiso el escaño por seguir en la alcaldía de Reynosa y, el joven Francisco Garza de Coss, también se hizo el desentendido.

Muy pobre e inepta la representación tamaulipeca. En el último trienio quedaron siete elementos: Baltazar Hinojosa Ochoa y Montserrat Arcos Velázquez, por el PRI; Elva Valles Olvera y César Rendón García, PAN; Gustavo Cárdenas Gutiérrez por el MC y Abdíes Pineda Morín representando al PES.

Ello aparte de los de mayoría, tanto en 2015 como o en 2018.

Por Morena, en la Segunda Circunscripción, entró José Antonio Leal Doria como suplente del espacio número once cuyo titular es Edelmiro Santiago Santos.

Del Verde Ecologista, hay un suplente de nombre Enrique Fanjon González (Tampico), que difícilmente podría escalar la titularidad que detenta Carlos Alberto Puente Salas.

Como decíamos, “chuparon faros” la esposa de Gustavo Cárdenas Gutiérrez, Mónica Dávila Gómez, quien estaba inscrita en el tercer lugar de la lista pluri, y Jesús González Macías, en el quinto del Verde Ecologista.

La bancada tamaulipeca pues, entre mayoría y minoría, sumará once legisladores, cada uno con su pastor partidista.

La coordinadora del PRI será Marianita Rodríguez. Si no llega es porque ni ella misma se puso de acuerdo, aunque no tenga competencia.

Sinceramente que, por esa vía, ha llegado a la Cámara gente sin merecimientos e inepta en los menesteres de la política, como aquella comerciante que fue “dedeada” por el salinismo a través de un hermano suyo. Solo fue a dar lástimas y con la misma regresó a su changarro a vender por la calle Hidalgo.

De los 40 pluris de la Segunda, 13 son del PAN, nueve del PRI, dos del PRD, tres del Verde; Movimiento Ciudadano uno, y de Morena 12.

En la lista del PES estaba Olga Sosa Ruiz, la tampiqueña que ganó por mayoría en el VIII distrito. Si se confía en solo ir en la lista, no entra a la cámara (aparte se da la renuncia de Marcela Treviño Unda, la chica del clima, candidata propietaria).

Igual de escuálida la representación ante el Senado.

Fuera de los de mayoría y primera minoría, nadie más llegó. Si acaso está en posibilidades de cobrar Doña Paloma Guillén Vicente, como suplente que es de la lideresa tricolor Claudia Ruiz Manssieu. Falta que esta lo decida pedir licencia; puede ser senadora y jefa priísta.

No obstante lo anterior, quisiéramos estar equivocados en que las flamantes diputadas Rodríguez Mier y Terán y Alemán Hernández son unas buenas para nada. Pudiera suceder –difícil pero no imposible- que se descubran como estrellas en el debate, la elaboración de iniciativas y expertas en el arte de la palabra hablada para llevarlas al pleno legislativo.

En honor a la verdad, el respetable de Tamaulipas tiene muy malas experiencias con sus representantes populares del sexo débil (otro ejemplo) como una senadorcita de apellidos García Guajardo, quesque dicen no se paró en tribuna ni para leer efemérides tan simples como del Día de Muertos para felicitar a los difuntos mexicanos.

Aun así, se afirma que la mujerona seguirá dándole dolores de cabeza a los paisanos desde la dirección del ITCA, donde pretende despachar con su prima “Lolis” Pérez Guajardo y llevando como asesora y caballito de batalla a alguien del pasado priísta, Libertad García Cabriales, a quien hicieron debutar con éxito en el reciente evento en honor de Doña Amalia González Caballero (en el 120 aniversario de su natalicio).

“Libi” fue la autora de los festejos todos del Bicentenario de la Independencia y Centenario de la Revolución, en la época del geñismo. Tiene experiencia.

Volvemos querido lector con los diputados. Deseamos que la nueva bancada federal nos sorprenda con sus trabajos legislativos, que hicieran brillar a Tamaulipas en el concierto nacional y fueran ejemplo para las nuevas generaciones. Nos referimos a aquellos que ganaron mayoría y minoría.

Por otra parte, tenemos encima el arranque del proceso electoral 2018-2019 para renovar el Congreso del Estado.

Según los acuerdos de colaboración del INE con IETAM, el consejo general local se instalará el mero nueve de septiembre que es dominguito.

Entre el 10 de septiembre y el uno de enero del 2019 deberán definirse los convenios de coalición. Las precampañas arrancan el 20 de enero para terminar el 18 de febrero.

Para los candidatos independientes las firmas deberán recabarse entre el uno y el 30 de enero del 2019. El registro de candidatos ante el órgano electoral se dará del 27 de marzo al 31 de marzo.

Las campañas iniciarán formalmente el 15 de abril para culminar el 29 de mayo. Las elecciones el dos de junio ¿es correcto?.

Por cierto que después de muchos meses, el INE ya nos tiene la resolución del procedimiento contra los consejeros del IETAM, abierto con motivo de la vista ordenada para determinar la existencia de alguna responsabilidad, por la presunta comisión de hechos posibles de causales de remoción. Es el caso que le costó la chamba a Jesús Hernández Anguiano ¿se acuerda usted?.

Bueno pues luego abordamos el asunto porque el espacio se terminó.

 

Leave Comment

*