No más “acalambres” a gobernadores

Sep 26th, 2019 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Lo que se esperaba. Las iniciativas por la desaparición de poderes en Veracruz, Guanajuato y Tamaulipas no llevarán a ninguna parte. De darle pa´delante, el país se le desmoronaría en las manos al presidente López.

Ya “recomendó” a sus colaboradores que privilegien el diálogo, se tranquilicen y no lo usen como método para venganzas políticas.

Propuso a los actores –Morena y PAN- “que se arreglen”.

López lo vivió personalmente en el periodo de Vicente Fox. Por eso afirmó que “no puedo aceptar que nadie sea víctima por venganza o para descalificar adversarios”.

Así que, borrón y cuenta nueva. Las iniciativas pasarán a engrosar los archivos de la “congeladora”, ahí donde está la monrealista de obligar a los bancos a reducir el cobro de comisiones por sus servicios.

No somos espantados por este tipo de sucesos. No son nuevos en Tamaulipas.

En 1991 las fracciones del PAN, PT, PARM y PRD del congreso tamaulipeco demandaron al Senado juicio político en contra del Gobernador Américo Villarreal Guerra, padre del hoy senador del mismo nombre que firmó la solicitud de extinción del gobierno local.

Los rebeldes, Elpidio Tovar de la Cruz, Leonor Sarre Navarro y Pedro Alonso Pérez, entre otros, no quedaron conformes con la resolución del Senado de fecha once de junio de 1991, que solo fue un “apercibimiento” al titular del ejecutivo cuerudo.

Acusaban al gobierno americanista de una corrupción galopante, negligencia y omisiones que llevaron a una matazón en el penal de Matamoros.

En marzo del año 2000, abogados de Gerardo Higareda Adams, depuesto como alcalde de Reynosa, pidieron al Senado la desaparición de poderes en Tamaulipas por violaciones graves a la Constitución, al haber pisoteado el Gobernador Tomás Yarrington Ruvalcaba la soberanía del ayuntamiento de aquella frontera.

Higareda huyó a los Estados Unidos, de donde jamás regresó.

Fueron momentos de tensión política. El Congreso del Estado, al mando de Doña Mercedes “Paloma” Guillén Vicente, “tumbó” al alcalde y envió como sustituto al secretario particular del Gobernador, Humberto Valdez Richaud.

Mientras esto sucedía en el Senado, en el Congreso se presentó la demanda de juicio político (Gaceta parlamentaria 19 de abril) por parte de los partidos de oposición al PRI.

Nada pasó con el desafuero. El Congreso no convocó a elecciones y “El Betico” terminó el trienio.

En los últimos años, el juicio político y desaparición de poderes se convirtió en una de las principales armas de las oposiciones al PRI, en este caso PAN, PRD y otros de izquierda.

Hablamos de solicitudes formales, no de simples amenazas y periodicazos.

Saludable que el señor López Obrador haya intervenido a tiempo. Por el resto del sexenio no volverá a ser un recurso para “acalambrar” a los enemigos del morenismo, pero tampoco a la inversa.

Cambiamos de tema para comentar que, otra vez, se dan pleitos entre las tribus de Morena en Tamaulipas. El diferendo es por la coordinación de la bancada en el Congreso del Estado constituida por diez espacios, nueve de minoría y uno de mayoría relativa.

Deberán rendir su protesta el lunes e instalarse el martes, pero es fecha que tienen dos cabezas, dos “lideresas”. Son muy poquitos y viven como perros y gatos.

Las jefas son: Edna Rivera López (Tampico), quien lleva como segunda de abordo a Esther García Ancira, y Carmen Lilia Canturosas Villarreal (Nuevo Laredo), secundada por Rigoberto Ramos Ordóñez.

El pleito se desató el miércoles. Acusan que la presidenta nacional, Yeidckol Polevnsky, trata de imponer a la de Nuevo Laredo. Del bando contrario señalan que Rivera está entregada a la futura bancada de Acción Nacional.

La pregunta es ¿a quién va a reconocer la Junta de Coordinación Política?. No es un asunto para el Chapulín Colorado, el que decida el CEN.

Se habla, en última instancia, que podría llegar un tercero, Eliúd Almaguer, de Matamoros.

Lo bien cierto es que el “líder” tiene que estar en el mismo canal que el futuro presidente estatal del partido, que bien pudiera ser el médico Faustino López Vargas.

Si no nos equivocamos, el último acuerdo se tomará el sábado en una fiesta de cumpleaños del médico originario de Aldama, que se realizará en ciudad Victoria.

Muchos grillos que marchan en trenes diferentes en la disputa por la candidatura al gobierno del Estado, que está a dos años y medio de distancia.

Por los rumbos del Congreso del Estado, Hernán de la Garza Tamez fue ratificado como magistrado de número del Tribunal de Justicia. Viene del egidismo. El Poder Legislativo lo entronizó el once de septiembre del 2013, por seis añitos; luego lideró el cuerpo colegiado.

Va para larga su permanencia en el Tribunal y, en un descuido, alcanza jubilación como su padre Humberto de la Garza Kelly.

Llegará otro magistrado, José Luis Gutiérrez Aguirre, de Reynosa, antiguo colaborador en la Comapa y el ayuntamiento que como alcalde presidió Francisco García Cabeza de Vaca.

Nombramiento también para René Osiris Sánchez Rivas como Fiscal para Delitos Electorales. Hasta hace poco era el Presidente del Tribunal Electoral.

En terrenos de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, la facultad de Trabajo Social y Ciencias para el Desarrollo Humano fue sede del Foro Regional del Noreste de Psicología, en que se reunieron participantes de Durango Zacatecas, Coahuila, Nuevo León, San Luis Potosí y por supuesto Tamaulipas.

Al poner en marcha los trabajos en las instalaciones de la Unidad Académica, el director del plantel, César Humberto Carranza Aveldaño, dio la bienvenida a los funcionarios e investigadores pertenecientes, y mencionó que a nivel nacional hay un promedio de 800 escuelas que ofrecen la carrera.

 

 

Leave Comment

*