Una “cuarentena” que va para largo

Mar 18th, 2020 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Es una “cuarentena” que va para largo y más vale tomarlo con calma.

La población que “dormita en la margen del río” desactiva cada vez más sus rutinas ante la amenaza del coronavirus. Si es para bien, excelente, en el futuro la comunidad lo agradecerá a sus autoridades, pero ¿si se equivocan?.

No hay mucho que hacer en la calle: Después de labores escolares, en todo el territorio quedaron suspendidas las fiestas, bodas, quinceañeras, encuentros deportivos y hasta las misas católicas. La mejor opción es la reclusión domiciliaria.

Las playas y centro recreativos también cerraron. Los asuetos obligados no son para ir a vacacionar.

Como segmentos de alto riesgo, desde este miércoles el Gobierno del Estado mandó a sus casas a mil 131 empleados de más de 60 años, mujeres embarazadas y a cien con algún tipo de discapacidad. Regresarán hasta el 20 de abril.

El Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca exhortó a los 43 ayuntamientos y organismos descentralizados, a que otorguen las mismas facilidades a su personal de adultos mayores.

No quisiéramos revivir las crónicas de periódicos de la primera mitad del siglo pasado, que daban cuenta de cómo una viruela llamada “clavo negro” trajo muerte y desolación, tanto que a diario bajaba un guayín hasta el panteón del Cero Morelos para aventar a la fosa común los cadáveres que se habían acumulado en las últimas 24 horas.

Historias de la peste, tifoideas, cólera, fiebres, paludismo y la influenza (española)  no son ajenas en Tamaulipas.

Las cosas se complican para los habitantes de ciudad Victoria. La mitad de los capitalinos no tienen agua en sus domicilios ni para lavarse las manos, como lo recomiendan las autoridades sanitarias, y para joderla este mismo miércoles la Comapa decretó un sustancial aumento en las tarifas (Periódico Oficial).

Además del aumento al agua, la Comisión cobra el 60 por ciento por drenaje; un seis por ciento por tratamientos residuales, otro tanto por “servicios ambientales” y el 16 por ciento de IVA (solo queda libre el agua).

Como a nadie se le cobra el mínimo de 10 metros cúbicos por mes, sino 20, el cuentón mínimo para los usuarios será de 250 por mes tengan en sus llaves el vital líquido o no.

La misma “receta” fue para los habitantes de Nuevo Laredo, donde la Comisión de Agua pasará a cuchillo a los usuarios con cantidades superiores.

El Congreso del Estado acordó el miércoles evitar la presencia de personas en galerías y prohibir el acceso de reporteros a las salas de prensa. Todo por Internet. ¿hasta cuando? Quien sabe.

Al rato deberán cerrar las autotiendas, negocios de restaurante ¿cuándo los bancos?. Situación inédita para las últimas generaciones. El panorama no es nada bueno.

La última versión señala que, a consecuencia del virus, el Rector de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, José Andrés Suárez Fernández, rendirá su Informe de labores por video. No habrá el acostumbrado evento masivo ante la Asamblea Universitaria.

Por igual la UAT dio salida a los trabajadores de más de 60, a quienes se encargarán responsabilidades a distancia vía Internet.

El Tribunal Electoral ( TRIELTAM) suspendió actividades por un mes  -que no vacaciones- a partir del 18 de marzo y hasta el 19 de abril. Lo bueno es que no es año electoral.

De los partidos ni se diga, desactivaron todo hasta nuevo aviso. La verdad es que en estos tiempos no necesitan hacer talacha.

La tarde del miércoles el CDE del PRI difundió la propuesta que harán a los ayuntamientos a través de sus regidores: Que concedan una gracia de 45 días al los comerciantes ambulantes que pagan cuota; eliminar los recargos del predial durante 2020, que las Comapas no corten el servicio a nadie aunque no paguen a tiempo; comprar a los proveedores de cada municipio y hacer pronto pago.

Acá entre nos, hemos de comentar que va a estar cavorón que lo acepten los alcaldes si, como vemos, en plena crisis exhiben aumentos a las tarifas de agua.

El Obispo de Nuevo Laredo, Enrique Sánchez Martínez, ordenó suspender eventos masivos, misas, celebraciones, todo. Las bodas ya programadas se podrán realizar solo con la presencia de los contrayentes, sus padres y dos testigos. Las quinceañeras con sus papás. Las misas seguirán como hasta ahora, pero sin fieles.

En Matamoros, el Obispo Andrés Lira Lugarcía ordenó publicar que la Comunión se recibirá en la mano, que las misas pueden hacerse incluso al aire libre “o suspenderlas si así lo recomendaran las autoridades”.

De todo el panorama solo hay una voz discordante y es la del Obispo de la Diócesis de Victoria, Antonio González Sánchez, quien ordenó a su Secretario-Canciller, José de Jesús Cifuentes, comunicar que “las misas dominicales, de entre semana y celebraciones especiales, continúan de manera normal”.

Fechado el 17 de marzo, el documento dice que es opcional “darse la paz de mano”, o recibir la Comunión “en la mano o en la boca, de acuerdo con el deseo del comulgante”.

No quisiéramos pensar que los problemas van a comenzar en los templos.

Nos faltó sobre el tema  del virus pero el espacio se agotó. Nos vamos.

Leave Comment

*