Un mes sin clases ¿perder el ciclo escolar?

Abr 13th, 2020 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- La percepción es general. El problema del virus no es efímero y pasajero. Como se dicen en el barrio: “Ni que fuera gripa” para eliminarse en tres días.

Habrá que estar preparados para lo que sigue. La “cresta” y por tanto la luz al final del túnel, está muy lejos de llegar a Tamaulipas.

A partir de ya, la autoridad sanitaria estatal acordó el uso obligatorio de tapabocas en lugares públicos. Por ahora solo llamada de atención a los infractores.

Bien lo dijo el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca al instalar el Centro de Mando Covid-19: “Esto va para largo, es una carrera larga”.

Aunque se refirió más a lo económico, lo mismo tiene aplicaciones en otros renglones como el educativo, donde son muchas las preguntas pero la  número uno es: ¿Se perderá el ciclo escolar?.

Este miércoles el sistema estatal cumplirá los primeros 30 días sin clases y con muy poca o nula recuperación académica.

Mientras el gobierno federal liberó los niveles educativos desde el 23 de marzo –al 17 de abril-, en tierras cuerudas nos adelantamos varios días, lo mismo que entidades hermanas como Jalisco, Michoacán, Veracruz, Guerrero, Morelos y la ciudad de México.

La suspensión inicial era del 17 de marzo al 20 de abril (prácticamente Semana Santa), pero… La cuenta sigue. Está claro que no será posible reanudar.

Doña federación corrigió y aumentó hasta el 30 (abril) pero, a como evoluciona la pandemia, la inactividad seguirá en las escuelas “hasta nuevo aviso”.

El propio Gobernador dijo que la fecha –por ahora- es el último de abril y vendrán otras decisiones según el panorama. Otros decretos ampliarán la emergencia.

Como única solución viable de recuperación es el ciclo vacacional que –oficialmente- arranca ahí por el 20 de julio. Como quien dice, los muchachos adelantaron el receso de verano.

Hay en Tamaulipas cinco mil 330 escuelas de nivel básico (públicas y privadas) donde estudian casi 675 mil alumnos atendidos por 32 mil profesores. En general, el estudiantado suma el millón de jóvenes.

De los actores que convergen, nadie –menos los padres- están dispuestos a perder el ciclo por aquello de gastar más. Será recuperado a como de lugar. Además sería un duro golpe emocional para los educandos. Para los profesores da igual, les pagan lo mismo y a tiempo.

Quedan prácticamente dos meses para ajustar calendario. Si el estado de emergencia se levanta alrededor del 20  de mayo, habrán trascurrido 60 días libres. A menos que se den ingredientes inesperados, pueden salvarse los programas.

Por cierto, eso de las asesorías y clases a distancia no han operado, ya sea por inacción de los profesores o alumnos. No es la solución que quiere dar el titular de la SET, Esteban Moctezuma Barragán, a partir de este lunes 20 de abril.

En el mismo evento, García Cabeza de Vaca dio una amplia explicación de los preparativos para enfrentar lo “grueso” de la emergencia, entre ellos la construcción de ocho hospitales móviles con 40 camas cada uno y la instalación de 18 “filtros” ambulatorios para detectar a personas con posible contagio.

Hasta hoy el sistema de salud está a prueba. Con los preparativos que se hicieron, es poco probable que en Tamaulipas sea rebasado.

Mientras el mal avanza incontenible, se propagó como un virus la inquietud de algunos gobernadores de modificar el convenio de coordinación fiscal con la federación, “por injusto”. Quieren un mayor porcentaje del reparto del pastel.

De ello hablaron el fin de semana -en Monterrey- la “tercia del noreste”, Miguel Riquelme, Jaime Rodríguez y Francisco García, respectivamente de Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas. Piden una convención nacional hacendaria que modifique reglas.

No es correcto, dicen, que Doña Fede regrese a los estados el 20 por ciento de lo recadado y se quede con el 80.

Es una vieja inquietud de los gobiernos que más le dejan al pacto fiscal como Tamaulipas (este por sus movimientos de importación exportación), a la que los presidentes en turno hacen oídos sordos. La excepción no sería López Obrador.

Lo que sí es que los Gobernadores darán más de que hablar en las siguientes semanas. Se han metido de lleno en el control de Covid-19 y, si los efectos del mal no son desastrosos, también les irá bien en lo político.

Riquelme, priísta, no tiene la altura para jugar por la presidencial. Su triunfo como Gobernador, por unos cuantos votos, fue bastante cuestionado. Sería uno de los primeros señalamientos.

“Don Bronco” ya demostró que no puede. Los ciudadanos no lo aceptan y menos sus paisanos neoleoneses. Se lo acabó eso de “mochar la mano” a los rateros.

 De esa tercia queda uno que puede sacar la tarea. Es el tamaulipeco.

En terrenos de la Universidad de Tamaulipas, las actividades siguen en línea. Está disponible el proceso de registro y admisión para ingresar a la facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo (Tampico), periodo escolar 2020-3.

Los interesados pueden registrarse a partir de la fecha y hasta el 26 de junio. El curso de inducción es el 29 del mismo mes para culminar el 10 de julio. El examen de Ceneval 14 de julio.

Leave Comment

*