Que ya fumen la pipa de la paz

Ago 26th, 2020 | By | Category: Opinión Pública

Cd. Victoria, Tamaulipas.- Como tenía que pasar, el “último alarido” de las precampañas llegó a la ciudad capital.

Nuestros políticos se “modernizan” y es así que, este miércoles, regalaron gas LP en el sector norponiente de la mancha urbana.

La acción fue iniciada por la diputada Pilar Gómez Leal, quien se trajo al reynosense Alberto Lara Bazaldúa “para que me enseñara”.

Ella busca la candidatura a presidenta de Victoria; él la de Reynosa por las siglas de Acción Nacional.

Sin pichicaterías, Doña “Pily” se llevó la pipa de gas para surtir gratis a residentes de las colonias Estrella, Vamos Tamaulipas, Enfermeras y otras de aquel sector que Comapa tiene sin agua desde hace más de dos años.

A través de redes sociales, Lara agradeció la invitación que le hizo su paisana y colega en el Congreso del Estado, para regalar gas. Aprovechó su visita a Victoria a la sesión de la Comisión Permanente.

En Reynosa es algo cotidiano no solo de Bazaldúa sino de Rigoberto Ramos Ordóñez, este de Morena, también diputado, en precampaña rumbo a la presidencia de esa frontera.

Por declaraciones a un medio de comunicación por Internet, ahora sabemos que la diputada Gómez surtió alrededor de 600 cilindros (llenos a reventar) y repetirá la operación en los siguientes días.

¡Excelente! cada quien hace con su dinero lo que quiere y la gente de escasos recursos necesita apoyos ahora más que nunca. Solo un consejo: A la próxima avíseles a los colonos cuándo, dónde y a qué horas va a llegar con la pipa, porque en esta ocasión no pocas familias señalaron que no sabían y le mandaron críticas.

Si les avisa con tiempo los votos, perdón, agradecimientos serán mayores.

Lara, líder de maquiladoras en Reynosa, aprovechó para hacer otro anuncio: Visitará Mquihuana para regalar no menos de 200 celulares para que los chiquillos de primaria se conecten a Internet (si es que hay  servicio por aquellos lugares) y tomen sus clases en la “nueva normalidad”.

También se llevará una pipa cargada de gas.

Por otra parte, el Presidente López Obrador llegará este jueves a Tamaulipas. Sin duda es la oportunidad para que él y el Gobernador, o el Gobernador y él, “hagan las pases”, fumen la pipa de la paz en época de coronavirus.

Bien dicen que hay tiempos de guerra y tiempos de enterrar el hacha, tiempos de echar cohetes y los hay de recoger las varas. El bien común siempre debe estar por sobre intereses personales.

Muy ciertos que la época no es para confrontaciones entre la administración de Tamaulipas y el Gobierno de la República. Los “daños colaterales” (a la sociedad) ya son muchos y pueden ser peores.

El choque  se hizo más frontal luego de la reunión de la Conago en San Luis Potosí, que arrojó escasos resultados a las demandas de la Alianza Federalista como lo denunció Francisco Javier en prensa  nacional.

Es por eso que líderes partidistas y de la sociedad civil opinan y favorecen que Cabeza de Vaca y el Presidente AMLO, entierren sus hachas y se sienten a saborear tabaco en plan de reconciliación, pensando en el progreso y no en el poder que es pasajero.

López llegará a Matamoros el jueves ahí por las 15:30 horas para encabezar actividades en torno al Programa de Mejoramiento Urbano, de la SEDATU, que ha realizado amplias inversiones en sectores marginados de la frontera.

Se entiende que el ejecutivo local ahí estará como invitado. Si no le prestan el micrófono, será al día siguiente, viernes, en la “mañanera” que se efectuará en Reynosa a partir de las siete horas.

Luego de la conferencia de prensa, a las 10:30 horas Obrador encabezará lo mismo de la Sedatu donde podría seguir (no se sabe programa exacto) el Gobernador como invitado.

Por la tónica que siguen en otras entidades, Cabeza de Vaca tendrá oportunidad de expresar sus inquietudes con el tiempo suficiente. Se lo dieron al queretano Francisco Domínguez Servién. No será la excepción.

Ahí lo tendrá cerca, de “pechito” para expresarle todos los apoyos que ha solicitado a nombre de los tamaulipecos y que los colaboradores federales no han dado respuesta.

Solo resta agregar, sobre la citada visita presidencial, el deseo de que perdure la cordura y que los bandos contrincantes, partidarios de Morena y el PAN, no organicen las clásicas manifestaciones a favor y en contra que hemos visto por otras partes del país.

Eso que los Gobernadores llevaban gente para abuchear al Presidente, o que lo hacía Morena para “pegarle” a los ejecutivos estatales, fue tendencia a inicios del sexenio. Se ha terminado. No debe pasar.

Decíamos en colaboración anterior que los últimos 12 Gobernadores, si bien no han sido de la corriente del Presidente en turno, los han sabido sobrellevar.

En 1947, como era el estilo absolutista de la época, Hugo Pedro González Lugo cayó del poder porque el Presidente Alemán lo hacía su enemigo al pertenecer a aquel al grupo de Emilio Portes Gil. Pagó los platos rotos.

Tomás Yarrington y Eugenio Hernández conciliaron con los panistas Vicente Fox y Felipe Calderón. No es fácil enfrentarse al poder presidencial.

Aunque tiene el control de las cámaras López Obrador no ha “tumbado” a ningún Gobernador y seguramente ni lo hará. Su estilo de gobernar es muy diferentes a los tricolores y azules.

En cuanto a  la visita presidencial en sí, no se espera mucho provecho. Bueno, por lo menos dejará basura en las calles donde se den los eventos, que tendrá que barrer La Borrega, el alcalde  morenista.

http://www.janambre.com.mx

Leave Comment

*